sábado 25.10.2014 - Actualizado hace
Policiales
19 | 01 | 2013
Imprimir
Agrandar
Reducir

Dejaron morir a anciano para quedarse con la casa

Edición Impresa
0
Comentarios
Por Edición Impresa


La hijastra de un hombre de 89 años, que vivía solo, denunció que un grupo de personas lo mantuvo cautivo para apropiarse de su casa, en Necochea. También dijo que le robaron documentación y objetos de valor.

Dejaron morir a anciano para quedarse con la casa
Foto:

Una mujer denunció que un grupo de personas mantuvieron cautivo a su anciano padrastro de 89 años, que vivía solo en Necochea, y lo dejaron morir con el objetivo de quedarse con su propiedad. "Se trata de una verdadera película de terror", dijo la mujer, quien realizó la denuncia ante la justicia, que ahora investiga las sospechosas causas de la muerte del hombre mayor, ocurrida el pasado 21 de diciembre.

La denunciante fue identificada como Lucía Giannattasio, quien contó que su padrastro Alfredo Cerrato fue obligado a vivir en los últimos tiempos en condiciones infrahumanas y se encontraba amenazado. "Da pena cómo lo hicieron morir porque era un pobre viejo indefenso", aseguró la mujer.

La mujer indicó, al diario necochense Ecos Diarios, que "hay una señora que usurpó otra casa en cercanías de donde vivía Alfredo y le cobraba la jubilación de Italia y otra que tenía de este país. Además, tenía intenciones de quedarse con la casa de calle 56 al 2651".

El caso ya está en manos de la Justicia de Necochea y se aguarda que avance la investigación en los próximos meses, dado que los allegados al anciano también denunciaron que robaron objetos de valor de la vivienda de la calle 56 y provocaron gran desorden en búsqueda de dinero.

Giannattasio señaló que Cerrato murió "el 21 de diciembre y no sabemos si lo velaron o no, en qué lugar lo enterraron y qué médico firmó el certificado de defunción. Inclusive, ningún vecino me supo decir algo al respecto".

Puntualizó que se enteró del deceso de su padrastro "el viernes pasado a la mañana, cuando recibí un llamado de mi sobrina diciéndome que había fallecido el tío Alfredo".

Según explicó la mujer, el hombre de 89 años "desde mayo del año pasado estaba muy enfermo, entonces, fue mi marido con dos testigos y policías a la casa de calle 56 al 2651. Ingresó por la puerta trasera que estaba abierta y se encontró con mucha suciedad, olores y desorden".

Añadió que "no había nadie en ese momento en la casa. Procedieron a trabar las puertas por dentro y se tomó posesión del inmueble por consejo de nuestra abogada, porque además sabíamos que había mucha gente con intención de usurpar el lugar, por eso que también debimos poner una custodia policial algunos días".

Giannattasio precisó que "mi padrastro habría tenido contactos con algunas personas para que lo cuidaran en este último tiempo y creemos que estos individuos se llevaron la escritura de la casa, las llaves, un televisor y otros objetos de valor".

Comentarios Facebook