lunes 5.12.2016 - Actualizado hace
Fútbol
21 | 10 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

Carlos Sánchez: “En los partidos de Copa nadie te regala nada”

0
Comentarios


El jugador se lamentó por el gol de los brasileños porque “se dio cuando nosotros aflojamos y es algo que tenemos que corregir”. Es un hecho que el uruguayo se irá tras el Mundial de Clubes.

Carlos Sánchez: “En los partidos de Copa nadie te regala nada”
Foto:

Siempre dice presente. Como en la Sudamericana anterior o en la última Libertadores. Carlos Sánchez, jugador clave de esta exitosa era Gallardo, fue una vez la llave que tuvo River para acceder a un triunfo que le permite . El uruguayo marcó dos goles, el primero tras una gran jugada y mucho mérito de Milton Casco y el segundo dentro del área chica, y con eso fue una vez más la figura de la noche de miércoles del Monumental.

"Los partidos de Copa son difíciles, nadie te regala nada. Rivales como estos son ásperos, pero pudimos hacer un buen partido y pudimos ganar. Lástima el gol de visitante que se llevan porque no habían hecho mucho para convertir. Y da bronca porque se dio cuando nosotros aflojamos, que son detalles que tenemos que corregir de cara a lo que sigue", dijo Carlos Sánchez.

Claro que el futuro futbolístico de Carlos Sánchez, tras diciembre y la participación en el mundial de clubes, estará lejos de Núñez. Es que el "8" cuenta con ofertas millonarias de Brasil y México que se suman a las ganas del jugador de hacer una diferencia económica importante casi en la etapa final de su carrera. Esto no le da chances al Millonario de negociar para que se quede a jugar la próxima Libertadores. "No hay manera de competir con el mercado exterior que paga en dólares, ni siquiera con los países fuertes de América que pagan en dólares, además sí el jugador no quiere, es imposible, las diferencias entre la oferta y la demanda es casi imposible de achicar", explicó a este diario un directivo que participa de las negociaciones.

La pegada de Piscu

River abrió un partido que pintaba complicado de la mano de Leonardo Pisculichi que dibujó un tiro libre mágico de frente al arco.

"La intención fue pegarle al arco con la mayor precisión posible. Después que se meta en un ángulo o complique al arquero, es algo que se puede dar o no. Por suerte, se dio y el gol sirvió para volcar a favor un partido que se había complicado", dijo Pisculichi.

      Embed


Comentarios Facebook