jueves 8.12.2016 - Actualizado hace
Conurbano Reservado
19 | 11 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

Vidal comienza a marcar prioridades en su futuro gobierno en la Provincia

0
Comentarios


En los primeros esquemas que manejan en su entorno se encuentran los borradores que apuntan a darle una nueva estructura al Gabinete de la provincia de Buenos Aires.

Vidal comienza a marcar prioridades en su futuro gobierno en la Provincia
Crédito: Santiago Viana / DIARIO POPULAR.
Foto:

La gobernadora bonaerense electa María Eugenia Vidal parece avanzar en un plan de reforma a la Ley de Ministerios para su futuro gobierno. En los primeros esquemas que manejan en su entorno se encuentran los borradores que apuntan a darle una nueva estructura al Gabinete de la provincia de Buenos Aires.

El balotaje del 22 viene postergando las grandes definiciones de lo que será la conformación del Gabinete de Vidal. No sólo en cuanto a los nombres de sus ministros, secretarios y subsecretarios, sino en un objetivo claro que es la reforma a la Ley de Ministerios que pretende impulsar.

La funcionaria y su mesa chica, juegan al misterio en cuanto a los lineamientos de su gobierno; sostienen que "después del 22" darán a conocer los nombres del Gabinete y las principales leyes que pretende impulsar. Pero según se sabe, la reforma de la estructura ministerial bonaerense es una idea que ya avanza y un tema de gran importancia para la gobernadora electa. Es parte del cambio, deslizan.

Antes de las elecciones, Vidal anunció públicamente que modificaría la Ley de Ministerios y, por lo tanto, la administración bonaerense tendrá un nuevo esquema gubernamental. En los primeros borradores de lo que será ese esquema de gestión existen tres puntos a destacar.

Por un lado, la creación y fortaleza de una Secretaría de Modernización del Estado, algunos hablan incluso de darle un rango ministerial; en la actualidad existe una Subsecretaría de Modernización del Estado a cargo de Santiago Cafiero.

Además, surge otra idea vital para lo que será la relación política de la mandataria electa sobre todo con gremios, intendentes y legisladores: la unificación de la Jefatura de Gabinete con el Ministerio de Gobierno, para contar con un área política con mucha fortaleza.

Asimismo, el diseño de un área que compondrá una superestructura para articular políticas conjuntas entre provincia y CABA, ambos distritos serán gobernados por el PRO, o, en todo caso, Provincia-Ciudad-Nación.

Reformar la Ley de Ministerios no resultó nunca un trámite complicado en la Legislatura bonaerense, se aprueba con mayoría simple y normalmente tiene "cancha libre", pues es entendimiento generalizado la idea de que el titular del Ejecutivo tiene que contar con esta ley de acuerdo con su real saber y entender.

Los entendidos concluyen que la gobernadora electa presentará, según la práctica usual, la reforma a la Ley de Ministerios junto a la Ley de Presupuesto 2016, pero aquí aparece otro interrogante aún no resuelto.

Pues la especulación que en Cambiemos empieza a ganar fuerza es la idea de prorrogar la Ley de Leyes, facultad con la que cuenta la titular del Ejecutivo provincial que se extiende hasta poder ampliar las partidas un 20%. Pero otra corriente de opinión dentro del espacio considera que tendría que mandar un presupuesto propio y además establecer las distintas "emergencias", por ley y áreas, para desplegar un ordenamiento general de la administración pública provincial.

Vías de excepción

El edil Vicente Constantino, que se pasó a las filas del FpV de Hurlingham para apoyar la gestión del intendente electo Juan Zabaleta, denunció que el bloque de concejales del Frente Renovador que responde al actual intendente Luis Acuña, utiliza a empleados municipales para poder aprobar expedientes por "vías de excepción".

Constantino explicó que "en la sesión que debería haberse desarrollado días pasados y que se cayó por falta de quórum, el acuñismo buscaba tratar un expediente sobre tablas en el que pretendía pasar a planta permanente a empleados municipales. Esa era la excusa porque en realidad lo que buscaban era que la sesión no se caiga para aprobar una serie de proyectos por vía de excepción relacionados a emprendimientos inmobiliarios".

"Es importante que los empleados municipales, que en muchos casos, hace más de 19 años trabajan en el municipio como contratados, sepan esto, porque fueron ilusionados con algo que en realidad era una excusa para seguir aprobando negocios inmobiliarios", informó Constantino. Y resaltó "en todos estos años nadie se preocupó por garantizar las condiciones de trabajo de los municipales".

El sueldo base de un trabajador municipal en el distrito es menos que el salario mínimo vital y móvil, y además desde el 2002, la Municipalidad de Hurlingham no pasó a planta permanente a ningún trabajador. Pero por si todo esto fuera poco, el Sindicato de Municipales hace más de 10 años está comandado por el concejal Humberto "Nito" Bertinat, que "responde al intendente Acuña", concluyó el denunciante.

Interlocutor clave

Que Cambiemos gobernará en diálogo permanente con 135 intendentes de la provincia de Buenos Aires es algo dicho por los principales interlocutores de la gobernadora electa María Eugenia Vidal, e incluso por ella misma. Y el diálogo parece que ya comenzó.

Ese diálogo subrepticio que siempre existió entre los intendentes y dirigentes políticos del conurbano bonaerense, caracterizado por una amplia mayoría de gente de un mismo espacio político, hoy se tiñe de varios colores. Pero la dinámica de la política hace que muchos de ellos tengan relaciones personales por diferentes motivos, entre ellos, por haber compartido en algún momento determinada Alianza Transitoria, tal vez inexistente hoy.

En ese sentido, un interlocutor clave es el flamante intendente electo de Morón, Ramiro Tagliaferro, que como se sabe es el "primer ciudadano bonaerense" por su condición de esposo de la futura gobernadora.

En suspenso, la espera de la definición nacional, las conversaciones monitoreadas por Tagliaferro están muy avanzas en dos direcciones, importantes dirigentes que estarían dispuesto a pegar el salto sí efectivamente todo se cubre de amarillo.

En Merlo, el intendente electo Gustavo Menéndez es uno de los interlocutores que avanzaría en un despegue del FpV. Como se sabe, Menéndez compartió con Tagliaferro espacio político en 2013 y en el FpV apenas le garantizaron que le daban boleta para pelear la interna, por eso permaneció allí, evitando hacer un giro más de último momento que podría haber dañado sus posibilidades de éxito. Menéndez sabe que necesitará respaldo para poder hacer pie en el distrito. Por lo pronto, en el conflicto inicial de transición, una vez más sopesó hasta donde llega la solidaridad del sciolismo, mientras las 2.000 familias siguen ocupando los terrenos.

En San Martín, el intendente Gabriel Katopodis también tiene buena llegada a Tagliaferro y hubo varias charlas. Katopodis no está muy conforme con el trato que recibió en su vuelta al FpV, la interna que tuvo que atravesar fue brava y luego en la general el esfuerzo recayó exclusivamente en sus espaldas.

Además, Katopodis entiende que Cambiemos le hizo un gesto al habilitar un candidato que de cambio tenía poco en el distrito, pues se trataba del radical vecinalista Ricardo Ivoskus. Otra historia hubiera sido si la candidatura recaía en Santiago López Medrano, flamante senador provincial electo por Cambiemos.

Ahora, Katopodis esperará el domingo, y con el resultado a la vista masticará una decisión que si bien no lo llevará a Cambiemos, podría dejarlo como un intendente independiente con buena relación con el oficialismo provincial.

Siguiendo estos movimientos de los intendentes están algunos legisladores provinciales para aportar lo suyo.

Elogios

La intendenta electa de La Matanza Verónica Magario se deshizo en elogios para la futura gobernadora, mientras que habló de "clima inestable", en la previa de lo que será el cierre de campaña de Daniel Scioli.

"María Eugenia Vidal ha tenido una muy buena elección en la provincia, totalmente distinta a la de Mauricio Macri" aclaró por las dudas Magario, que agregó: "Esta frescura, sencillez y forma nueva de hablarle a la gente fue lo que el electorado votó".

"Ella pudo llegar al corazón de la gente", dijo la matancera en relación a la flamante gobernadora y el clima político del distrito levantó temperatura.

Si bien comparten espacio político, Magario y Fernando Espinoza están llevando adelante una transición llena de sorpresas. El distrito no permite muchos errores y se sabe que la intendente electa quiere darle su impronta a la gestión, acorde con los tiempos que corren.

Un dato de cómo se viene desarrollando la cosa lo proporcionan las expresiones del candidato a diputado nacional del FpV que no logró hacerse de una banca el 25 de octubre, Raúl Magario, padre de la intendenta, que lacónicamente se limitó a decir: "ahora mandamos nosotros".

Comentarios Facebook