sábado 10.12.2016 - Actualizado hace
Salud
20 | 12 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

Belleza y embarazo: ¿Qué se puede hacer y qué no con el cambio?

0
Comentarios


Una de las inevitables transformaciones que sufre el cuerpo de la mujer la produce el embarazo y no son pocas las veces que esto trae aparejadas otras consecuencias más allá de la belleza: ella se ve poco atractiva y él a veces se aleja (ya no es aquella novia esbelta que conoció), sin embargo es posible aunar belleza y embarazo.

Belleza y embarazo: ¿Qué se puede hacer y qué no con el cambio?
Foto:

Los mitos sobre los tratamientos estéticos durante el embarazo surgen ante la falta de información precisa. En general la contraindicación surge por la duda de si puede ser peligroso para el bebé, no porque efectivamente se sepa que esa determinada acción o tratamiento lo sea. Hay productos que sí se sabe a ciencia cierta que son perjudiciales para el bebé como por ejemplo el ácido salicílico, los derivados del retinol, y otros componentes en los productos que se utilizan para el tratamiento del acné o en cremas anti-celulitis. Sobre este tema tan sensible nos ilustra el especialista médico, el doctor Sergio Paikovsky, M.N. 90.447, M.P. 446.394.

Sobre tinturas

En lo referente a tinturas en la gestación, están permitidas aquellas tinturas que están exentas de amoníaco y luego del período de organogénesis (formación del bebé) es decir posterior a la semana 12 de embarazo. El mito de la prohibición absoluta se remonta a que antiguamente todas las tinturas eran realizadas con amoníaco.

El amoníaco, se absorbe a través de los vasos sanguíneos del cuero cabelludo, se distribuye por la circulación general, atraviesa la placenta y es tóxico para el bebé.

No está permitido, porque el formol es tóxico y si bien, teóricamente, no llega al cuero cabelludo, la inhalación de sus vapores o cualquier accidente con derrame serían riesgosos para el bebé, alerta el doctor Paikovsky, quien es Subdirector médico de Obstetricia y Ginecología de la Fundación Hospitalaria.

La mujer luego de la semana 12 de gestación, puede realizarse drenaje linfático manual, de cualquier manera (salvo que la misma tenga alguna patología crónica como várices importantes o alteración de la circulación linfática), éste no suele requerirse antes del tercer trimestre (luego de la semana 28).Es beneficioso ya que al disminuir el edema mejorará la sensación de piernas cansadas y dolorosas.

Depilación definitiva

La depilación definitiva no está permitida durante la gestación ya que no hay estudios serios que demuestren la inocuidad del láser sobre el feto.

La mujer gestante puede recibir algún tipo de masaje -sobre todo- descontracturante pero no masajes reductores ya que los componentes de las cremas que se utilizan para tal fin son contraindicados en la gestación.

En general también tienen componentes contraindicados en la gesta, además que esas manchas (melasmas) son producto del influjo hormonal del embarazo y la mayoría desaparece en el postparto. Si queda alguna de ellas recién puede ser tratada posterior a dejar de amamantar.

Están contraindicadas. Tienen en general derivados del retinol y del ácido salicílico, ambas sustancias riesgosas para el bebé.

En general la mayoría de los tratamientos estéticos o prácticas de los centros de belleza no se permiten en el embarazo dado que no hay estudios científicos que demuestren la inocuidad de ellos para el feto, entonces ante la duda se contraindican. Por el contrario hay otros verdaderamente probados que afectan al feto, por lo cual la contraindicación sí tiene aval científico.

Qué se puede

Todos aquellos que sean hechos con productos probados y no contraindicados en la gesta.

En suma, es fundamental que la mamá se prepare psicológicamente y el padre también- en cuanto a adaptarse a un período de aceptación que impone la Naturaleza.

Nada ni nadie es más sensible que un bebé en gestación y esto se lo debe respetar a rajatabla, a fin de evitar un problema mayor.

      Embed

Comentarios Facebook