viernes 9.12.2016 - Actualizado hace
Policiales
21 | 12 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

Buscan que sea detenido el policía que baleó a Cabello

0
Comentarios


Los abogados de la familia de Lucas Cabello, baleado por un efectivo de la Policía Metropolitana en La Boca, expondrán los argumentos de su apelación a la polémica medida judicial que permitió la excarcelación del agente.

Buscan que sea detenido el policía que baleó a Cabello
Foto: Crédito Martín di Maggio / Diario Popular

Los abogados de la familia de Lucas Cabello, el joven que siga luchando por su vida tras haber sido baleado por un efectivo de la Policía Metropolitana en un episodio ocurrido en el barrio de La Boca y atribuido a un caso de gatillo fácil, expondrán los argumentos de su apelación a la polémica medida judicial que permitió la excarcelación del agente Ricardo Ayala, procesado por el hecho y que permanece en libertad.

En tanto, Cabello, de 20 años y padre de una beba, continúa internado en un sanatorio privado de la zona de Palermo, a la espera de su recuperación para poder ser sometido a una intervención quirúrgica en la médula ósea. "Tengo muchas ganas de vivir" repite desde su cama de la sala de terapia intermedia, pese a las secuelas físicas que padece, luego de haber recibido los tres tiros en los testículos, el bazo y el mentón. Para mañana, está prevista la audiencia en la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional, donde los abogados Gabriel Carpineti y Nahuel Berguier fundamentarán su solicitud para que el acusado metropolicía Ayala quede detenido y espere el juicio en esa condición, tras el recurso interpuesto al conocerse la determinación del juez de Instrucción Osvaldo Rappa de disponer su liberación.

La apelación hará hincapié en los aspectos contradictorios del magistrado, debido a que lo procesa por "tentativa de homicidio", aunque luego señala que un "exceso de la legítima defensa" para excarcelarlo. Y sobre este punto, indicarán que el agente de la Metropolitana disparó, en el marco de una discusión, a una persona desarmada, tal como lo demuestran todas las pericias y las declaraciones de los testigos. Una vez finalizada, la audiencia se brindará una conferencia de prensa, para dar a conocer más detalles sobre la marcha del caso en la sede la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE), en Bartolomé Mitre 1984.

El episodio se registró en horas de la mañana del último 9 de noviembre, cuando Lucas Cabello fue baleado en la esquina de las calles Martín Rodríguez y Villafañe, en La Boca, por Ayala, en momentos en que retornaba de comprar un par de sandwichs de milanesas a un quiosco y luego de mantener un enfrentamiento verbal con el uniformado. El joven recibió un impacto en el rostro, cuyo proyectil se le alojó en la médula, otro en al abdomen y un tercer, estando en el piso, en los testículos, frente a la mirada de su pareja y su pequeña hija.

A pesar de la denuncia de este caso de gatillo fácil y la movilización de los vecinos de La Boca, con el respaldo de organizaciones sociales, Ayala permaneció algunos días detenido, mientras la entonces vicejefa de Gobierno porteño y ahora gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal y el ex ministro de Seguridad de la ciudad de Buenos Aires, Guillermo Montenegro, relativizaron lo sucedido y salieron en defensa del policía. Una vez procesado, resultó excarcelado y de no prosperar la apelación de los abogados de la familia de Lucas Cabello, llegaría al juicio en libertad. Sobre el estado de salud de la víctima, en declaraciones al portal laretaguardia.com.ar, Martina Noailles, editora del periódico Sur Capitalino, manifestó que "sigue siendo grave, pero estable. Todavía no lo operaron de la médula, ya que aún resta parte de la rehabilitación, mientras continúa el tratamiento para intentar recuperar la movilidad de sus cuatro miembros".

      Embed




Comentarios Facebook