sábado 10.12.2016 - Actualizado hace
General
26 | 12 | 2015
Imprimir
Agrandar
Reducir

Los precios en la Costa vienen con subas de hasta 25%

0
Comentarios


Los operadores turísticos marplatenses adelantan un panorama marcado por aumentos en todos los rubros, con subas del 20% en hotelería, 25% en alquileres y precios picantes en comida y esparcimiento.

Los precios en la Costa vienen con subas de hasta 25%
Foto:

Cuando faltan pocos días para el inicio de la temporada los operadores turísticos marplatenses adelantan un panorama marcado por aumentos en todos los rubros, con subas del 20% en hotelería, 25% en alquileres y precios picantes en comida y esparcimiento.

Según Jesús Osorno, vicepresidente de la Asociación Hotelera y Gastronómica de Mar del Plata, los precios de la hotelería están en promedio un 20/22 por ciento arriba de los del año pasado.

"Es un promedio", aclaró sin embargo Osorno, que explicó que "los que en el verano 2014/2015 estuvieron por arriba de esos niveles ajustarán 19 por ciento, en tanto que los que quedaron atrasados esta temporada retocarán un 26 por ciento".

El empresario, dueño del conocido hotel Tronador, detalló que una plaza en su establecimiento arranca de los 1400 pesos por día con desayuno incluido.

En este sentido señaló que es imposible establecer valores testigo en Mar del Plata dada la gran extensión de ese destino turístico y la variedad de la oferta en cuanto a comodidades y extras hoteleros.

"No es lo mismo La Perla que Punta Mogotes o Playa Grande", señaló el empresario que explicó que "el rubro en Mar del Plata está atado a una lógica en cuanto a precios que no nos permite hacernos los exquisitos como si estuviéramos en Cariló o Pinamar".

"La cantidad de camas y el turismo gremial tiran para abajo los precios", sintetizó a este diario.

En lo que hace al movimiento esperado, en el sector hotelero aseguran que la estadía promedio de los visitantes será de cinco días.

"La temporada viene normal, ni para batir récords, pero tampoco mala, en turismo de grupo, las reservas vienen con el mismo nivel que otros años, lo vemos bien", indicó al portal Inmobiliariasmardelplata.com el presidente de la Asociación Hotelera, Eduardo Palena.

Para Palena, lo único "preocupante" de la temporada son "los aumentos de precios que notamos todos los días y que afecta tanto a la gastronomía como a la hotelería, especialmente en alimentos".

El directivo señaló que "vemos movimientos importantes y preocupantes, que no se pueden trasladar, porque los precios de las tarifas ya están establecidos. Esperamos que esto se acomode, porque no tienen sentido".

En tanto, los alquileres mostraron subas todavía más pronunciadas. Según las inmobiliarias consultadas, con locales en las tres principales ciudades de la costa atlántica (Mar del Plata, Villa Gesell y Pinamar), este año se registra un alza en las locaciones de alrededor del 30 por ciento con respecto a enero de 2015.

Los operadores del sector consignaron que, a diferencia de la temporada anterior, los contratos se cierran muy fraccionados. "Por mes, quincena e incluso semanalmente, con predominio de alquileres en la primera quincena de enero", precisó a este diario un agente inmobiliario de Villa Gesell.

Como todos los años el Colegio de Martilleros marplatense adelantó en septiembre precios testigos a más de un trimestre de inicio de la temporada y fijó en el 18 % el porcentaje de la suba de los alquileres de departamentos y casas veraniegas.

En esa oportunidad los precios estipulados para una quincena de enero por un departamento de un ambiente arrancaba de los $ 7.000; para un dos ambientes, desde $ 8.000, y para uno de tres ambientes desde $ 12.000.

Por un chalé, el precio sugerido para una quincena en temporada alta partía de los $ 18.000. Como cada año, las rebajas de baja temporada rigen en los mismos valores; 50% para diciembre y marzo, y 30% para febrero.

En lo que respecta a la comida, en comparación con Capital Federal los supermercados muestran diferencias de al menos un 10% más caro, agregando un plus a las subas generalizadas registradas en los últimos días.

Por eso productos básicos como arroz, pan, leche, fideos y carnes, tienen una diferencia con la Ciudad de hasta 15 pesos.

Comer afuera también significa pagar un billete más que en casa. Un clásico como la pizza con cerveza para dos personas implica desembolsar alrededor de 200 pesos.


      Embed


Comentarios Facebook