viernes 9.12.2016 - Actualizado hace
Espectáculos
01 | 01 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Antonio Carrizo, cómo ir del fútbol a Borges sin pisar en falso

0
Comentarios


El histórico conductor falleció a los 89 años de edad. Fanático de Boca y gran jugador de ajedrez, será recordado por sus ciclos como "La vida y el canto" y sus desopilantes diálogos con Juan Carlos Calabró en El Contra

Antonio Carrizo, cómo ir del fútbol a Borges sin pisar en falso
Foto: Diario Popular
Foto:

Sus papás le pusieron Antonio y su apellido, heredado de su viejo, era Carrozi. Él, cuando se lanzó a su carrera en los medios, mezcló las letras, como en un anagrama: se bautizó artísticamente como Antonio Carrizo. Nació en General Villegas, provincia de Buenos Aires, el 15 de septiembre de 1926. Y falleció el 1° de enero del 2016, horas después de empezar el año, a meses de llegar a los 90.

Sus dos grandes pasiones fueron el fútbol y la radio. Mejor dicho: Boca y la radio. Xeneize hasta las venas, siempre estuvo vinculado con la actualidad del club. Incluso, por esa vocación por la pelota, por ese amor insaciable, encabezó un histórico programa —uno de los tantos de los que participó— de la televisión argentina: "Polémica en el fútbol".

      Carrizo Boca

Pero la radio, el micrófono y los auriculares, siempre formaron su hábitat natural. Arrancó su carrera como conductor en Radio El Mundo, pero su voz siempre estará vinculada a un mismo dial: el 630, Radio Rivadavia. Allí condujo, durante muchos años, La Vida y el Canto, un programa que quedó en la historia mítica de la radio. "Era un programa de autor. Ahí descubrí la pasión por los libros", contó en una entrevista con La Nación, publicada en 2003.

Con más de 60 años de carrera también tuvo ciclos memorables en televisión. Además del mencionado "Polémica en el fútbol", se lo recuerda por sus históricos diálogos con Juan Carlos Calabró en El Contra, y por entrevistas de altísimo nivel cultural, como las que le realizó a Tita Merello y al Polaco Goyeneche. Pero uno de sus reportajes que quedó en la memoria colectiva es el que le realizó a Jorge Luis Borges, en su homónimo ciclo televisivo: La Vida y el Canto.

      Embed

En los últimos años se alejó de la radio. Sufrió un ACV en 2008 que complicó su salud: en 2011 tuvo una recaída. Sin embargo, en 2010, a sus 83 años, todos los domingos a la mañana, conducía un ciclo de tango en la 2x4. Lo que nunca dejó eran dos de sus pasatiempos preferidos: leer —cuentan que podía parafrasear citas enteras de sus libros de cabecera— y el ajedrez, donde se llegó a vincular con Bobby Fischer.

A los 89 años, falleció, después de luchar por su salud. Su voz, música para dormir de muchos argentinos, quedará guardada en los archivos más sagrados.

      Embed

Comentarios Facebook