lunes 5.12.2016 - Actualizado hace
Política
15 | 01 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

En ocho meses habrá un índice oficial sobre el costo de vida

Emiliano Russo
0
Comentarios
Por Emiliano Russo


Jorge Todesca y Graciela Bevacqua, titular y directora técnica del INDEC, reclamaron paciencia para conocer los números del organismo y calificaron las medidas como “transitorias” hasta rearmar la estructura.

En ocho meses habrá un índice oficial sobre el costo de vida
Foto:

Tras haber suspendido la difusión del Indice de Precios al Consumidor (IPC) por haber encontrado una estructura 'desmantelada', la conducción del Indec estimó ayer que tardarán ocho meses en poder transmitir un indicador confiable a la sociedad y que mientras tanto las estadísticas públicas y privadas se podrán elaborar con las cifras de inflación que todos los meses procesan la Ciudad de Buenos Aires y la provincia de San Luis.

En la primera conferencia de prensa brindada en la sede del organismo, en Diagonal Sur y Alsina, Jorge Todesca, titular del mismo, y su directora técnica, Graciela Bevacqua, pidieron 'paciencia' y calificaron a las medidas como 'transitorias' mientras van rearmando la estructura y recapacitan a encuestadores y supervisores encargados de elaborar la muestra.

Además, la funcionaria, desplazada en 2007 por la intervención del kirchnerista Guillermo Moreno, adelantó a este diario que el futuro IPC sólo recabará consumos de Capital y GBA.

La suspensión del calendario del IPC despertó malestar en distintos sectores en momentos en que la economía registra una alta inflación: en diciembre el IPC medido por la Dirección de Estadísticas porteña trepó 3,9% y se espera que enero el mismo pueda superar el 4%, lo que sería un récord histórico desde la salida de la Convertibilidad en 2002.

Tanto el indicador porteño como el puntano coinciden en que las mayores subas de precios se registraron en medicamentos, electrodomésticos, artículos textiles, carne vacunas, frutas, lácteos, combustibles y automóviles.

Todesca ponderó el decreto presidencial que declara la emergencia estadística que agiliza la designación de la nueva cúpula del Indec.

Entre las nuevas designaciones, resalta la de Alejandra Clemente como nueva directora del IPC, que tendrá la tarea de coordinar la recapacitación del personal y la definición de 'consignas claras' que posibiliten avanzar en la conformación del nuevo índice.

Por su parte, la directora técnica de la institución justificó las demoras en la difusión del nuevo cálculo de la inflación ya que 'el sector responsable del cálculo del IPC fue desmantelado.

Al momento de la asunción de las nuevas autoridades, en ese sector no existía cadena de mando, es decir, ningún responsable tenía la capacidad de exponer la metodología aplicada. Esto y otros desmanejos, explican por qué no se pudo calcular el índice de noviembre. A comienzos de enero se terminó de conformar el nuevo equipo, que trabaja para un nuevo indicador serio y que cumpla con los requisitos del manual de la OIT'.

La funcionaria pidió 'paciencia porque hay que empezar de cero', recomendó seguir los indicadores elaborados por la Ciudad y San Luis 'porque son consistentes entre sí y cada uno cuenta con canastas representativas propias'. Calificó la anterior recolección de precios como 'anárquica: los encuestadores no sabían si tenían que tomar la oferta, el precio cuidado u otra especificación, por lo que era difícil que fueran parte de un cálculo serio'.

En diálogo con este diario, Bevacqua, admitió que el futuro IPC medirá consumos de productos y servicios de Capital y Gran Buenos Aires tal como lo hacía el viejo índice desestimando así, la búsqueda de datos en el resto de las provincias. 'Para los próximos ocho meses está pensado (trabajar) de esa forma. Sí se dará una apoyatura a las provincias con la metodología diseñada' a nivel nacional, apuntó. Asimismo, indicó que se tomarán datos del área metropolitana para formular el índice que expondrá mensualmente la evolución del costo de vida.

El primer indicador que difundirá el Indec será el de Comercio Exterior en febrero próximo y en mayo se esperan los datos de Canasta Básica y Canasta Básica Total que servirían para calcular la pobreza (en primer término se calculará por ingreso).

Bevacqua deslizó que recién el organismo podrá difundir el nuevo IPC dentro de ocho meses mucho antes que los dos años que requieren los estándares internacionales para una reconstrucción estadística de este tipo. Aún no está definido cuándo se publicarán los números de desempleo. Por último, la funcionaria dijo que el FMI asesorará al gobierno en la formulación de los distintos indicadores.

      Embed


Comentarios Facebook