lunes 5.12.2016 - Actualizado hace
Fútbol
28 | 01 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Fútbol Para Todos: las claves de la negociación entre AFA y el Gobierno

Luciano Bottesi
0
Comentarios
Por Luciano Bottesi


Lammens y Angelici son quienes se sientan con el presidente Macri para ajustar los detalles del Fútbol Para Todos que en seis meses será modificado. En principio no hay más plata del Estado, pero sí una reducción en los costos fijos.

Fútbol Para Todos: las claves de la negociación entre AFA y el Gobierno
Foto:

El campeonato se avecina y la incertidumbre sobre los cambios que el Gobierno le aplicará al Fútbol Para Todos comienzan a tomar forma. El presidente de AFA, Luis Segura, está al margen de la negociación concreta: con el presidente Mauricio Macri se reúnen el Tesorero Matías Lammens y el Secretario General Daniel Angelici.

No es casual, la primera intervención de la Casa Rosada fue la sugerencia sin derecho a réplica de que se bajaran de la campaña de elecciones y conformaran un gobierno de emergencia: Segura es el presidente, pero el binomio que conforman los presidente de Boca y San Lorenzo gestionan hasta las elecciones.

Ayer hubo una reunión en la sede de Gobierno donde se negociaron muchos puntos, pero en la que Macri planteó tres nuevos ejes. Los primeros habían sido dejar de emitir cheques que terminaban en cuevas e instrumentar un plan de pagos para que los clubes paguen por lo que deben. Ahora la tríada se apoya en la devolución a la AFA de los derechos de transmisión de la B Nacional, la Copa Argentina y los partidos de la selección para el extranjero.

De este modo, la asociación tiene la posibilidad de venderlos en el mercado para lograr una nueva fuente de ingresos del sector privado. Por la pantalla para la segunda categoría Lammens y Angelici se la ofrecieron a TyC. Sin licitación ni compulsa privada la señal de cable podría quedarse a cambio de 100 millones de pesos con cuatro partidos de la B Nacional, dos de la Primera B y uno de la Primera C, hasta ahora sin televisación.

La Copa Argentina todavía no tiene dueño pero como la organización corre por cuenta de Torneos -dueña de TyC y Fox-, en AFA creen la empresa se quedaría con esos derechos y, en un combo, los de la selección para el exterior. Pero, claro, hay posturas encontradas al respecto porque algunos dirigentes creen que para no incurrir en errores pasados, la licitación es el mejor camino. Los clubes chicos y medianos, creen que el negocio de TyC va a favorecer a los grandes, que cobrarán sumas extra, por fuera del contrato.

Por lo pronto, ya se trabaja esa variable y la manera en que cuando un equipo del interior juegue en Buenos Aires, en la región de influencia ese partido, además del cable, pueda verse en una pantalla de aire. Lo mismo sucederá cuando América, El Trece o Telefé transmitan los partidos de algunos de los cinco grandes.

La negociación en la Rosada no se agota en esos tres puntos: el FPT cambió de órbita ya no pertenece al ámbito de la Jefatura de Gabinete, sino a la Secretaria presidencial. Parece una cuestión administrativa menor, pero no lo es. Existe un acuerdo para que en estos seis meses el programa funcione del mismo modo pero a partir del siguiente torneo cambie radicalmente con el ingreso de pauta privada y explotación de distintas plataformas que le permita al gobierno un desembolso menor al actual.

El Gobierno, además, intervendrá de otro manera. Absorberá el costo de los operativos y así los clubes tendrán una disminución en los costos fijos: a un club mediano los operativos le cuestan entre 200 y 250 mil pesos, es decir medio millón de pesos al mes. A cambio, será el Estado quien confeccione las listas por las cuales aplicará el derecho de admisión. De esta manera, intentarán erradicar a las barras de las canchas. Mientras, no habrá  visitantes

Pero el interés de Macri está puesto en el ordenamiento de los clubes: quiere la puesta en marcha del sistema de retenciones para que los clubes devuelvan el dinero que le deben a la AFA y, si compromete dinero del FPT, también al Estado. En ese sentido es radical y muchos dirigentes se sorprendieron en la reunión del comité ejecutivo de ayer cuando escucharon que la idea del Gobierno es hacer auditorías trimestrales en los clubes.


      Embed




Comentarios Facebook