miércoles 7.12.2016 - Actualizado hace
Policiales
05 | 02 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

“La maté porque me ignoraba”

0
Comentarios


Mariana Colman tenía 18 años y su cuerpo fue hallado en un tambo de Carlos Casares, golpeado y degollado y con signos de haber sido abusado sexualmente. El detenido es Horacio Isaías Oliva, de 35 años.

“La maté porque me ignoraba”
Foto:
“La maté porque me ignoraba”
Foto:

Mariana Colman, una chica de 18 años, que estaba desaparecida desde el último sábado, fue hallada asesinada y con signos de haber sido abusada sexualmente, en un tambo donde trabajaba, en el partido bonaerense de Carlos Casares, y por el crimen detuvieron al encargado del establecimiento, quien confesó ante los efectivos policiales haber cometido el homicidio por despecho.

"La maté porque me ignoraba", le dijo el acusado a los uniformados, que lo apresaron como único acusado del 'homicidio calificado' de Mariana Colman, aunque, se sabe, estos dichos carecen de valor legal, hasta que los ratifique ante el fiscal de la causa, Juan Martín Garriz, quien lo indagará hoy.

Por su parte, Analía, la madre de la víctima, indicó que nunca habían sospechado del imputado, identificado por la Policía como Horacio Isaías Oliva (35), ya que era 'conocido' de la familia y 'tenía buena relación con todos los trabajadores'. El cadáver golpeado y degollado de Mariana Colman fue hallado semienterrado en un pozo, tapado con chapas, pasto y bidones vacíos, en un sector destinado a los residuos la estancia 'El Broquel', ubicada a la altura de la ruta nacional 5 de Carlos Casares.

Personal del Comando de Prevención Rural y bomberos que rastrillaban el campo llegaron a ese lugar al seguir unas huellas de arrastre y encontraron el cuerpo descalzo, semidesnudo y boca abajo.

De acuerdo a lo indicado, la búsqueda se había iniciado el martes, cuando una hermana de la joven denunció que no tenía noticias de ella desde el sábado, cuando terminó sus tareas laborales en el tambo de la estancia, donde también tenía su vivienda, ubicada a unos 600 metros de donde finalmente se la halló asesinada.

En tanto, el informe preliminar de la autopsia reveló que la chica fue degollada, enterrada en el barro de un pozo con agua estancada, presentando fracturas y hematomas en la zona facial y craneana. 'Tiene una herida grave en el cuello y un golpe importante en el rostro. La del cuello sería la causal de la muerte', explicó el comisario de Carlos Casares, Sergio Ledesma.

El jefe policial estimó la data de muerte en el mismo sábado en que Colman fue vista con vida por última vez y agregó que 'por el estado del cuerpo' se investiga si también fue abusada sexualmente.

Tras el hallazgo del cadáver, los investigadores pusieron en la mira en los hombres que trabajaban en la estancia y ayer, tras dos allanamientos, aprehendieron Horacio Oliva, quien se cree acosaba a la víctima. En ese sentido, la madre de Colman precisó que en la vivienda del acusado, que es oriundo de la vecina localidad de 9 de Julio, se incautó un 'corpiño' de su hija, lo que lo convirtió en el principal sospechoso.

En momentos en que fue aprehendido por los policías, el encargado se autoincriminó, al tiempo que el personal de la Coordinación Departamental de Investigaciones de Trenque Lauquen secuestró en su casa un Peugeot 504 con una importante mancha de sangre en la alfombra y un cuchillo con restos hemáticos que se cree es el arma homicida. 'Se procedió a secuestrar un arma blanca y parte de la ropa de la víctima', explicó el comisario Ledesma que describió que el elemento cortante 'es un cuchillo antiguo, que tiene un mango de goma negra y una hoja de entre doce y quince centímetros de largo', el cual se halló a unos 300 metros del cadáver. 'Es una aporte fundamental para la causa', consideró el jefe policial.


      Embed

Comentarios Facebook