viernes 9.12.2016 - Actualizado hace
Internacionales
11 | 02 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

El Papa Francisco llegó a Cuba y se abrazó con el líder ortodoxo

0
Comentarios


El Sumo Pontífice fue recibido por el presidente cubano, Raúl Castro. Ambos mandatarios encabezaron este encuentro histórico que busca abrir una nueva etapa de diálogo entre las Iglesias católica y ortodoxa

El Papa Francisco llegó a Cuba y se abrazó con el líder ortodoxo
Foto:

El papa Francisco abrazó y se reunió con el patriarca ortodoxo ruso Kirill tras mil años de distanciamiento entre las dos religiones; y se despidió de Cuba con un agradecimiento a la isla por haber sido sede de la histórica entrevista entre las dos denominaciones cristianas.

"No somos competidores, sino hermanos", expresó un comunicado conjunto y que fue firmado por los jerarcas tras dos horas de reunión.

El documento de 30 puntos hizo énfasis en la necesidad de la unidad de ambas iglesias sobre todo en temas de interés común como la persecución de cristianos en Irak y Siria a donde "la violencia se ha cobrado miles de víctimas", al mismo tiempo que hizo "un llamamiento a la comunidad internacional" para evitar más desplazamientos de ciudadanos de estos credos y otros tradicionales en el Medio Oriente.

"Esperamos que nuestro encuentro contribuya a la reconciliación a donde hay tensiones entre los greco-católicos y los ortodoxos", agregó el texto al cual la AP tuvo acceso.

Ante una fila de sacerdotes católicos y otra de ortodoxos, ambos líderes firmaron el documento conjunto, que clausuró las conversaciones a puertas cerradas de los jerarcas, las primeras cara a cara de los líderes de las dos religiones.

Reunidas en un pequeño salón de protocolo del aeropuerto capitalino José Martí, ambas delegaciones intercambiaron regalos y se presentaron los unos a los otros.

"Si sigue así Cuba será la capital de la unidad", comentó Francisco en unas breves palabras improvisadas luego de firmar de declaración conjunta.

"Hablamos de nuestras iglesias, coincidimos que la unidad se hace caminando. Hablamos claramente sin medias palabras", agregó.

La jornada había comenzado con la llegada de Francisco y el encuentro de los dos líderes que se besaron, abrazaron y apretaron sus manos reiteradamente.

"Fue una conversación con mucho contenido, que nos dio la oportunidad de entender las posiciones de uno", explicó por su parte Kirill tras la firma de la declaración. "Las dos iglesias pueden cooperar en todo el mundo y trabajar conjuntamente"


      Papa Raul Castro.JPG

El papa Francisco, quien ya visitó Cuba hace solo cinco meses y fue facilitador del deshielo entre los gobiernos de Cuba y Estados Unidos, partió hacia México, donde el pontífice llevará un mensaje de solidaridad hacia las víctimas de la violencia del narcotráfico, el tráfico humano y la discriminación y exclusión que millones de mexicanos padecen por la pobreza.

Kirill arribó a la isla el jueves para una visita oficial hasta mañana que también lo llevará hacia varios países de Sudamérica. Ambos líderes fueron recibidos por el presidente Raúl Castro al pie de la escalerilla de los aviones que los trajeron a Cuba.

Aunque la reunión de La Habana fue considerada en algunos círculos católicos como un importante avance ecuménico, Francisco también ha sido objeto de críticas que lo acusan de ser utilizado por un Kremlin deseoso de ganar terreno político entre los cristianos ortodoxos y en la escena mundial en momentos en que Rusia está cada vez más aislada de Occidente.

Cuba tuvo una ubicación única e ideal para la reunión: lejos de las batallas territoriales entre católicos y ortodoxos en Europa, además de que es un país familiar para el primer Papa de origen latinoamericano, pero igualmente conocido por la iglesia rusa, dados sus antecedentes antiestadounidenses y su legado soviético.

"Cuba es de hecho un lugar profundamente espiritual en términos de prácticas afrocubanas no es, ni nunca ha sido un lugar muy religioso en el sentido católico formal", explicó a la AP el analista y experto en Cuba del Baruch College de Nueva York, Ted Henken. "Creo que este hecho junto con su conexión única geopolítica de Rusia se ha convertido en un "terreno neutral" ideal y de confianza para dicha reunión"


      Embed

      Embed


      Embed





Comentarios Facebook