sábado 10.12.2016 - Actualizado hace
General
21 | 02 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

“Está en juego el hambre de 40 millones de personas”

Alejandro Iglesias
0
Comentarios
Por Alejandro Iglesias


El dueño de la cadena de supermercados mayoristas Maxiconsumo acusó a rivales como Coto, Jumbo y Carrefour de censurarlo con “una actitud monopólica” y explicó que con su compañía intenta producir al menor costo para que todos puedan comprar.

“Está en juego el hambre de 40 millones de personas”
Víctor Fera. Crédito: Santiago Pandolfi / Diario Popular
Foto:
“Está en juego el hambre de 40 millones de personas”
Víctor Fera. Crédito: Santiago Pandolfi / Diario Popular
Foto:
“Está en juego el hambre de 40 millones de personas”
Víctor Fera. Crédito: Santiago Pandolfi / Diario Popular
Foto:

Víctor Fera es titular de la cadena de supermercados mayoristas Maxiconsumo que, con marcas de su propiedad como Marolio y Molto, busca fabricar productos de calidad al menor costo posible. En una entrevista con Diario Popular, el empresario comparte su secreto y asegura que "con eficiencia, trabajo y dedicación se consiguen precios bajos".

"No producimos por menos costos sino por el mismo. Yo no soy mago, todos pagamos más o menos igual por el producto. Si los demás tienen algún retorno extra puede ser, si no, es muy difícil de explicar por qué cobran a un precio tan alto", apuntó Fera, indignado por la brecha que existe entre sus productos y los del resto de las cadenas.

En ese sentido, explicó: "No se ven los productos Marolio en las góndolas porque se pusieron de acuerdo en no trabajarlos, al igual que pasa con Molto o Esencial, porque si no deberían bajar los precios de las otras marcas".

El dueño de Maxiconsumo dijo sentirse marginado por lo que consideró "un monopolio que está haciendo abuso de su poder". Y añadió: "No es un problema de costos, sino una competencia sangrienta y totalmente desleal".

Fera mencionó como ejemplos a los supermercados Coto, Jumbo, Carrefour y La Anónima y desafió: "Invito a la gente a sacar una foto en la parte de fideos, arroz, tomates, atún o mayonesas. Si mirás de qué empresas son los productos, está entre el 70 y el 80 por ciento ocupado por marcas de ellos o de compañías grandes".

"En cambio, mi producto casi nunca aparece. En Jumbo de Palermo me ha tocado ver tres paquetes de fideos Marolio revueltos en el último rinconcito. Hasta he llegado a encontrarlos tirados en el suelo", ilustró sobre cómo ocultan sus creaciones.

El empresario sostuvo que "no los llamo porque tengo más dignidad de la que se imaginan". "Estamos prohibidos con una tarjeta negra, pero no importa que no esté mi producto, que se venda el de ellos al precio que debe ser", manifestó.

A su vez, Fera recordó lo que considera un boicot de la empresa Molinos Río de La Plata, una de las firmas líderes de la industria alimenticia de Sudamérica. "Me dejaron de vender para que perdiera el poder comercial porque les sacaba mercado en fideos, arroz y aceite", comentó.

Sobre Molinos, prosiguió: "Tapan los medios para que no me tomen, pero les sigo ganando la pulseada. Y los argentinos también porque ya los empiezan a conocer. Les debo un favor porque gracias a eso dediqué más tiempo a la producción y superamos las ventas. Antes jugaba más tiempo al tenis, ahora menos, pero siempre en los mismos lugares".

Casi en pie de guerra, Fera sentenció: "Hasta diciembre del año pasado, Maxiconsumo se dedicaba a lo suyo, no le interesaba otra cosa que eso y la premisa de estar bien en precios. A partir de que me empezó a atacar Molino, tuve que salir a defenderme y lo hice como corresponde, defendiendo también al resto de los consumidores".

"Muchas veces me dicen 'Víctor no tenés que decir estas cosas'. Las tengo que decir yo, el periodismo independiente, el macrista y el kirchnerista, porque no estamos en intereses propios. Está en juego el hambre de 40 millones de personas que están pagando los productos más caros de lo que valen", insistió.

Consultado acerca de si mantuvo encuentros con los empresarios de las grandes cadenas, el dueño de Maxiconsumo contó que "casi no son reuniones porque se creen imbatibles. Con Federico Braun (propietario de la Anónima) hablamos hace poco y su posición es cobrar lo más caro posible lo mejor".

      Victor_Fera_Pandolfi_3.jpg

"Es para su negocio y me parece correcto, pero mi posición es que en cuanto más lugares tengan mi producto, más argentinos se van a beneficiar. Dicen que hay 28 millones de pobres y no les vamos a poder dar de comer si seguimos con esta actitud monopólica", aseveró.

Y remató: "No me gusta que en Barrio Norte le cobren a la gente 15 pesos un puré de tomate. Pero yo soy de Laferrere y me preocupa más que eso pase en el Oeste, en Berazategui o en San Miguel, donde quizás no se puede pagar. Entonces nuestros almaceneros se lo venden a 8".

Sobre los argentinos que vayan a hacer sus compras, apuntó: "Les aconsejo que lean bien los paquetes, para ver qué ingredientes tienen. Y para comprar caro, mejor que le compre al vecino, que vende más barato que cualquier cadena".

Finalmente, Fera reflexionó sobre sus palabras y dijo: "Me disculpo en lo que me pueda equivocar o si ofendí a alguien por bruto, pero estoy hablando con el corazón

      Embed

"Me parece que Alfredo Coto se olvidó dónde vive"



A principios de año, Víctor Fera realizó una comparación entre sus productos y los de las principales cadenas de supermercados que arrojó como saldo una diferencia de entre 200 y 263 pesos para comprar 21 elementos.

Incluyó un puré de tomate, dos salsas de tomate, cinco paquetes de fideos, un vinagre, una caja de arvejas, dos botellas de amargo, cuatro de vino, un rollo de cocina, otro de papel higiénico, un lavavajillas, un shampoo y una crema de enjuague.

Con sus marcas, Marolio, Molto, San Julián, Esencial y Patricia Allen, el valor final del ticket fue de $ 294,60, precio que se incrementó considerablemente en los otros comercios. A saber, en Coto el precio final fue de $ 492,03; en Carrefour $ 531,90 y en Jumbo $ 557,86.

"Mantuve un encuentro con el Ministro de Economía, Alfonso Prat-Gay, para demostrarle la diferencia entre comprar en un almacén de barrio y en tres cadenas", sostuvo Fera, quien aclaró: "Son distintos productos, pero iguales calidades. Basta leer los ingredientes atrás del paquete para darse cuenta".

      Victor_Fera_Pandolfi_2.jpg



En ese sentido, advirtió: "Marcan la leche con 100% de aumento y cobran la carne más cara que en una carnicería y sin tener intermediarios. Es cualquier cosa".

Asimismo, el titular de Maxiconsumo se refirió a las recientes declaraciones de Alfredo Coto, quien dijo que no son formadores de precios: "Es una mentira. Yo no entiendo como pudo haber cometido ese error. O pudo haber sido intencional a ver si él es más importante que el presidente. Los dos nos hicimos de abajo y lo aprecio, pero parece que se olvidó dónde vive".

"Lo desafío a él y a todos los dueños de los principales supermercados a un debate televisivo para que me expliquen cómo hacen para vender a esos precios en lo que es casi una asociación ilícita", insistió el empresario.

      Embed






Comentarios Facebook