domingo 4.12.2016 - Actualizado hace
Policiales
28 | 03 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Por burocracia, cadáver de anciano permanece 48 horas en su casa

0
Comentarios


Un hombre de 91 años sufrió un paro cardiorrespiratorio cuando iba a ser trasladado a un hospital y desde hace dos días su familia espera que alguien autorice el traslado a la morgue

Por burocracia, cadáver de anciano permanece 48 horas en su casa
Foto:

La familia de Juan Carlos Moreno, que falleció el sábado a los 91 años de edad en su casa del barrio Luis Piedrabuena, no sólo sufre por la muerte de un ser querido sino también por la inacción de la burocracia policial y judicial que desde hace 48 horas no autoriza el traslado del cadáver a la morgue judicial.

El calvario de esta familia comenzó este sábado cuando el hombre fue atendido por un médico del PAMI que le recetó inyecciones de penicilina para tratar una infección en las piernas. "Llamé al PAMI tres días antes del fallecimiento y vino un médico que me recetó penicilina. Salí corriendo a comprarla y le hicieron una aplicación (...) por una infección en las piernas. Lo vi con un mal semblante y volví a llamar al PAMI (...) y volvió el médico con un camillero. Le pusieron un termómetro y le tomaron las pulsaciones y lo iba a dejar, pero le dije que iba a ir a Tribunales a hacer una denuncia por abandono de persona", explicó Carlos, el hijastro  de 71 años, al canal Crónica TV.

Sin embargo, cuando iban a trasladarlo, Moreno sufrió un paro cardiorrespiratorio y falleció. "El médico me hizo un certificado en el que dice que "al intentar trasladarlo presenta paro cardiorrespiratorio", pero yo creo que hicieron abandono de persona. Un sobrino que trabajó en el SAME varios años me dijo que enfermo o muerto lo tendrían que haber trasladado", agregó el hombre.

A la hora de buscar responsables, Carlos señala a la burocracia del PAMI así como también al personal de la Comisaría 48, a cuyos efectivos acusan de haberlo "chamuyado para no trabajar". En efecto, Carlos señala que el personal de ese destacamento lo visitó tres veces y en una de esas ocasiones habló con un fiscal que le indicó que al tratarse de una "muerte natural" no se puede trasladar el cuerpo.

"Ellos podrían haber traído a la morguera para que lo revise un médico legista y así me podrían dar un certificado como corresponde, porque este papel que me dio el médico a la cochería le parece dudoso", indicó Carlos.

"Tengo a mi mamá, María Luisa, que se encuentra muy mal, y que me dice que todo esto le hace muy mal, y que hoy a la mañana me vino a decir 'no sé qué le pasa a éste que hace dos días que no me habla', relató Juan Carlos, que también advierte que si nadie hace nada "Carlos será velado en un árbol".

      Embed

Comentarios Facebook