jueves 8.12.2016 - Actualizado hace
Economía
18 | 04 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

La Argentina vuelve hoy a los mercados de capitales

0
Comentarios


El gobierno nacional regresará hoy a los principales mercados financieros del mundo tras 15 años de ausencia para colocar bonos por hasta unos 15.000 millones de dólares.

La Argentina vuelve hoy a los mercados de capitales
Foto:

Los bonos son recursos que luego destinará a pagar a los fondos buitre y holdouts con el objetivo de sacar al país del default técnico.

Los siete bancos que hoy participarán de la operación de colocación de la deuda le aseguraron al gobierno de Mauricio Macri que las ofertas superarán ese mínimo autorizado por el Congreso el mes pasado.

El endeudamiento es lo que condujo a Argentina a la crisis económica de 2001, la mayor de su historia, por lo que el anuncio de una colosal emisión de deuda provoca temores y mientras los mercados se entusiasman, la oposición critica con dureza.

A partir de una resolución publicada en el Boletín Oficial, el ministerio de Hacienda y Finanzas, que conduce Alfonso de Prat-Gay, dispuso que el Deutsche Bank, HSBC, JP Morgan y Santander serán los "coordinadores globales" de la operación, mientras que BBVA, Cirigroup y UBS serán "colocadores conjuntos".

El agente de liquidación vuelve a ser el Bank of New York Mellon (BoNY), que volvería a ser el agente financiero del país.

La emisión de deuda se realizaría a través de tres bonos, con vencimiento a cinco, diez y quince años, de entre 150 y 1.000 dólares por unidad y pagarán intereses y capital en dólares.

Los bonos serán emitidos una vez más bajo la jurisdicción de Nueva York: en caso de un eventual default, será en los tribunales de esa ciudad donde nuevamente se debería dirimir su pago, según una condición que impuso el propio juez Thomas Griesa, quien entre jueves y viernes próximo levantará los embargos contra la Argentina.

Nuevamente Euroclear y Clearstream serían las agencias de compensación y liquidación y el Bank of New York Mellon (BoNY) volverá a ser el agente de registro, pago y transferencia de la operación.

El Gobierno incluirá cláusulas de acción colectiva para limitar el poder de los fondos buitres en futuras reestructuraciones, según se desprende de la resolución del Ministerio de Hacienda y Finanzas Públicas, publicada en el Boletín Oficial.

Según se detalló en la resolución 134/16, se establece "la prórroga de jurisdicción a favor de tribunales extranjeros y que dispongan la renuncia a oponer la defensa de inmunidad soberana, exclusivamente, respecto a reclamos en la jurisdicción que se prorrogue y con relación a los acuerdos que se suscriban y a las emisiones de deuda pública que se realicen".

La condición para esta prórroga es "que se incluyan las denominadas cláusulas de acción colectiva y cláusula de pari passu, de conformidad con las prácticas actuales de los mercados internacionales de capitales", aclara el texto.

Esto elimina el "trato igualitario" en el que se basó el juez Griesa para fallar en contra de Argentina en 2012, cuando ordenó pagar a los llamados fondos buitres el 100% de su reclamo y al mismo tiempo que a los reestructurados.

El miércoles pasado, la Corte de Apelaciones de Nueva York había confirmado una orden judicial que permite a Argentina volver a los mercados financieros y avanzar en el pago a los fondos que le ganaron un juicio por deuda en default desde 2001.

Estiman que el dólar subirá a 17,30 pesos

La agenda económica del país es hoy "agria" y por unos meses seguiremos conviviendo con una actividad fría, que transita una cadena de ajustes cuyos beneficios llegarán con rezago. Pero también la agenda económica contiene todos los temas, que es lo más importante considerando que no estaban dadas las condiciones para el crecimiento y mucho menos el desarrollo. En cada renglón de esa agenda hay distintos grados de avance, y así como se liberó el mercado cambiario y la salida del default se está consumando, las señales fiscales sobre cómo se va a corregir un déficit de 7 puntos del producto bruto no tienen la contundencia vista en otros temas.

Volver a tener el financiamiento externo como una herramienta más de política económica es el dato con mayores ramificaciones e implicancias para pensar que nuestra economía puede ordenarse y reactivar.

En breve, Argentina dejará de estar en default y será comparable con otras economías de la región cuya deuda rinde sustancialmente menos que lo que aceptaremos para colocar nuestros nuevos bonos. El grueso de esa emisión pagará el acuerdo con los holdouts, y un adicional irá a financiar el gasto corriente, bajando la necesidad de que el Banco Central imprima para financiar el déficit. Propender a desactivar el circuito del déficit fiscal creciente financiado con emisión monetaria solo es pensable a partir de este hecho.

Es a partir de aquí que, complementando con otras políticas y ganando la reputación de no apartarse del camino "ordenador" del plan económico, se podrá mitigar en el tiempo la carrera inflación/tipo de cambio, poner la emisión monetaria en niveles normales, desplomar la tasa de interés y encarar una etapa de crecimiento.

El desenlace reactivador no es para este año, pero frente a uno de los hechos más destacados del temario económico se destacan algunas expectativas que nuestros modelos leen como implícitas en el mercado de bonos. El dólar: aún cuando a corto plazo la oferta excedente de divisas presiona a la baja, habrá una devaluación del tipo de cambio a futuro.

Esto resulta consistente con que en presencia de inercia inflacionaria el dólar necesitará devaluarse para mantener su competitividad: para fin de año el mercado está mostrando un nivel de 17,30 pesos.

Las tasas: la caída en la prima de riesgo para acercarnos a países comparables, marca un camino bajista para la tasa de interés en dólares.

Por otra parte, desactivar la interdependencia entre emisión y déficit hará caer las tasas en pesos al reducirse el componente de inflación esperada.

      Embed

Comentarios Facebook