domingo 4.12.2016 - Actualizado hace
Espectáculos
21 | 04 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Exclusivo | Bobby Flores y el día en que Prince fue a bailar a Lanús

Camilo de Cabo
0
Comentarios
Por Camilo de Cabo


Charlamos con el conductor, melómano y director de Nacional Rock sobre su experiencia con el fallecido ídolo en nuestro país. "Era un quema cabeza y mal humorado, pero era un genio", recordó

Exclusivo | Bobby Flores y el día en que Prince fue a bailar a Lanús
Foto:
Exclusivo | Bobby Flores y el día en que Prince fue a bailar a Lanús
Foto:

La muerte de Prince sorprendió y conmocionó al mundo entero y, claro, a todos sus admiradores en Argentina. Uno de ellos es el conductor y actual director de Nacional Rock, Bobby Flores, quien pudo compartir tiempo con el ídolo en su única visita a la Argentina.

"Estuve en la prueba de sonido, que duró como cuatro horas. Estaban todos en jogging menos él, que estaba vestido casi mejor que como se vistió después para el show. La prueba de sonido fue impresionante, increíble. Después, en el show, se brotó e hizo un recital mínimo. El mínimo estipulado eran 68 minutos, pero todos los que venían tocaban más, a veces mucho más. Él al minuto 68 terminó y se fue del escenario. Igual, fue increíble. Son cosas que le soportás sólo a los genios. Con (Daniel) Grinbank hablamos apenas terminó y él decía que habíamos visto el mejor show de funk y soul de la historia de la Argentina. Y tenía razón. En mi vida vi un show de funk así, y mirá que vi a James Brown y los más grosos. Los músicos que tocaban con Prince en esa época eran buenísimos. Era una banda de la reputa que lo parió", contó Flores en la charla que mantuvo con DIARIO POPULAR.

Pero lo que muy pocos vivieron fue una particular salida nocturna que el legendario ícono del pop hizo durante su estadía en Buenos Aires. "Yo no estaba ese día, pero me contaron todo. Era martes y Prince tenía ganas de ir a bailar, pero no había ningún lugar abierto. Entonces desde la producción del show llamaron a la disco La Casona, de Lanús, que tenía pauta con la radio. Y la abrieron sólo por él. Y no sé cómo hicieron para juntar a la gente que fue. La cuestión es que Prince aparece con su banda de amigotes. Y lo pararon en la puerta, porque los que trabajaron en el boliche esa noche no era la gente habitual del lugar y como era todo tan secreto paraban a todos. Era todo tan secreto que si se fitlraba que iba a estar ahí era capaz de no tocar. La cuestión es que Prince entró y se puso a bailar con su grupo, mientras todos lo miraban. Muy loco cómo se dio todo".

Respecto a su propia experiencia con Prince en la previa al show, Bobby rememoró: "La logística para ese recital nos quemó la cabeza a todos. Me acuerdo que las toallas no eran del color que había pedido él y se armó un quilombo... Nunca pude hablar con él porque no te le podías acercar. Estaba siempre con guardaespaldas y hablaba sólo con dos personas. Pero te dabas cuenta que no era una postura, él era así. Era un hincha pelotas, mal humorado, quema cabezas y perfeccionista, pero era un genio. Yo lo comparo mucho con Lou Reed, que era similar. Lo sacabas de Nueva York y era como que lo sacabas del planeta. Pero después venían y hacían lo suyo de la mejor manera".

Por último, y ante la comparación con Michael Jackson (con quien siempre se lo contrapuso y mantuvo cierta rivalidad), Bobby reflexiona: "Son carreras diferentes. Michael venía tocando desde los once años y siempre fue una estrella. Y a Prince le debía hervir la cabeza que el otro haya nacido siendo una estrella y él haya tenido que romperse el culo para serlo. Pero Prince al cuarto disco ya le sacó dos cuerpos de ventaja. Para los viejos oídos, Michael seguía siendo el número uno. Pero los pibes que empezaban a escuchar música en esa época se quedaban con Prince. Ahora que están los dos muertos me doy cuenta que quizás Michael tuvo más highlights. Tuvo los discos con Quincy Jones que son imbatibles. Pero si ponés en la balanza toda la obra de ambos, creo que se inclina más para el lado de Prince".

      Embed

Comentarios Facebook