sábado 3.12.2016 - Actualizado hace
Economía
28 | 04 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Siguen las diferencias entre Prat-Gay y Sturzenegger

0
Comentarios


Se trata de dos políticas diferentes en torno a la estrategia para frenar la suba inflacionaria. El ministro quiere que se bajen las tasas, mientras que el titular del BCRA aún no afloja con los índices.

Siguen las diferencias entre Prat-Gay y Sturzenegger
Foto:

La política monetaria del Banco Central de mantener en un alto nivel las tasas de interés alimentó la interna entre el ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, y el jefe del Banco Central, Federico Sturzenegger, y generó un debate sobre la necesidad de continuar con esa estrategia que frena los precios y contiene el dólar, pero plancha la actividad económica.

El ministro de Hacienda y Finanzas aseguró esta semana que "más pronto que tarde" la autoridad monetaria deberá impulsar un recorte en las tasas, mientras que desde el Central, Sturzenegger, es más cauto y prefiere esperar que se pare el proceso inflacionario.

En el último informe, el BCRA admitió que existen síntomas de una "desaceleración" en los precios, pero que se ese cambio es incipiente y que habrá que aguardar una ratificación de ese proceso.

En la última licitación de Lebac, los inversores se posicionaron principalmente en los plazos más largos, anticipándose a lo que podría ser un recorte de tasas durante mayo.

En abril, la inflación podría rondar el 6,5% por el impacto del tarifazo en boletos de trenes y colectivos, pero el Gobierno espera que en mayo-junio se ubique en torno al 6%.

La especulación es que cuando la suba del costo de vida ronde el 2%, las tasas de interés se ubiquen en un nivel más razonable y que no representen un corset insalvable para la recuperación de la actividad económica.

El presidente Mauricio Macri prometió una "brusca" caída en el crecimiento de los precios para el segundo semestre y también espera que se dé una recuperación de la economía, ya que la mayoría de los indicadores privados la ubican en franca caída.

"Creemos que estamos en las puertas del segundo semestre de un crecimiento en la oferta laboral, de las oportunidades de trabajo. Muchos sectores van a generar la posibilidad de un desarrollo más sustentable, más equitativo, que permita que el trabajo sea la forma de salir de la pobreza", afirmó el jefe de Gabinete, Marcos Peña, en su primer informe de gestión en el Congreso.

Mientras la disputa sigue su curso, el ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, viajó a Montevideo para participar de la Conferencia Regional del Banco Mundial, que se hará a partir de hoy en la capital uruguaya, donde se reunirá con sus pares de la región. i

No recurrirán al FMI ni a lanzar un blanqueo

El gobierno no prevé lanzar un blanqueo de capitales y tampoco solicitar un crédito al Fondo Monetario Internacional (FMI), aseguró el viceministro de Economía, Pedro Lacoste.

"Ni se nos pasó por la cabeza" pedir financiamiento al FMI, sostuvo Lacoste, en diálogo con periodistas acreditados ante el Palacio de Hacienda, junto al secretario de Finanzas, Luis Caputo.

Caputo anunció que el gobierno saldrá a colocar una letra en dólares y señaló que en lo que resta del año el programa financiero necesita colocar otros 3.000 millones de dólares.

Fue el secretario de Finanzas, Luis Caputo, quien anunció que el gobierno saldrá a colocar una letra por 3.000 millones de dólares para completar el financiamiento de este año y dijo que "se sigue negociando" con el resto de los bonistas con los que aún no se llegó a un acuerdo y suman 1.800 millones.

"Estamos pensando en la colocación de una letra del Tesoro, en dólares, de corto plazo, entre seis meses y un año", explicó el funcionario, y señaló que para esa operación no se necesita autorización del Congreso.

Dijo que el mercado "está pidiendo que desarrollemos este tipo de instrumentos, que además es bueno porque esa colocación nos permitirá también aumentar las reservas del Banco Central".

Estimó que esa colocación, por ser de un plazo muy corto, podría realizarse a una tasa aproximada del 4%.

El funcionario anticipó que las provincias colocarán este año títulos por 4.000 millones de dólares y explicó que "se está coordinando con los gobiernos provinciales una salida ordenada", al mercado.

Anunció que en el próximo mes las provincias de Neuquén, Mendoza y Córdoba, saldrán a realizar colocaciones y que "muy pronto" realizará otra el gobierno porteño.

Caputo informó que el ministerio de Hacienda y Finanzas continúa "negociando" con los bonistas cuyos casos aun no se resolvieron y que suman un conjunto de alrededor de 1.800 millones de dólares.

      Embed

Comentarios Facebook