viernes 9.12.2016 - Actualizado hace
Fútbol
20 | 05 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Diego Milito empieza a decir adiós

0
Comentarios


“Estoy tranquilo, dejando que todo fluya”, contó el Príncipe, que mañana ante Temperley jugará su último partido oficial en el Cilindro. “Sé que voy a extrañar el día a día y a mis compañeros”, explicó.

Diego Milito empieza a decir adiós
Foto:

Una legendaria canción de Vox Dei, menciona que "todo tiene un final, todo termina", y para Diego Milito, uno de los grandes ídolos de la historia de Racing, llegó la hora de decir adiós, porque debido a una decisión personal, mañana estará jugando su última partido oficial en el Cilindro.

"Estoy tranquilo dejando que todo fluya de manera natural. Lo estoy disfrutando sabiendo que es una semana muy especial. Agradezco el cariño de la gente y mi compañeros. Es difícil de explicar lo que uno siente", dijo en una conferencia organizada por la marca que lo viste.

Es que Milito, a punto de cumplir 37 años, que salió campeón con Racing en el 2001 y el 2014, sabe que mañana lo espera una jornada que puede robarle alguna lágrima, en el desenlace de una rica y exitosa carrera: "Siempre uno tiene cosas que le hubiera gustado hacer, pero miro el vaso medio lleno y no puedo recriminarme nada porque tuve una carrera muy linda y cumplí los sueños que tenía desde chico. Hay cosas que uno no pudo alcanzar, como la última Copa Libertadores, que la queríamos todos. Pero las cosas quizás por algo no se dan", dijo el Príncipe, que será titular con Temperley y tal vez tenga unos minutos también en el juego por la Copa Argentina ante Gimnasia y Tiro de Salta, en Formosa.


      Embed

"Tenía todo muy claro cuando en diciembre lo anuncié. Había pensado en dejar la actividad en aquel momento pero el cariño de la gente y tener la Copa por delante me hizo tomar la decisión de seguir", confesó, y agregó: "No voy a cansarme de repetir que la gente de Racing me dio mucho más de lo que yo les di a ellos dentro de la cancha. Voy a extrañar el día a día y a mis compañeros".

Más tarde, contó: "Tuve la suerte de tener el respeto de la gente y los clubes donde jugué, pero está claro que Racing es mi club y es difícil no emocionarse con todo el cariño que me brindan", y admitió que "en algún momento me encantaría ser técnico de Racing. Pero falta muchísimo para que eso suceda".

      Embed




Comentarios Facebook