sábado 3.12.2016 - Actualizado hace
Turismo
05 | 06 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Azul, un bálsamo soñado y bonaerense

0
Comentarios


Desde el centro comercial hasta el parque municipal que circunda a su arroyo, esta ciudad atrapa gracias a su creciente infraestructura, la serranía que distingue a su paisaje y, por supuesto, sus estancias. Sin olvidar la cautivante tradición que se expresa en sus calles, en las historias de sus personajes y en sus famosos museos y edificios históricos.

Azul, un bálsamo soñado y bonaerense
Foto:

La ciudad bonaerense de Azul cuenta con bellísimos paisajes de serranías, antiguas estancias, puestos de campo y pulperías que se conservan intactas y que ejercen un gran atractivo sobre turistas jóvenes, quienes también participan de tertulias en los cafés, frecuentan museos y teatros, y recorren el balneario municipal y la costanera local, dos de sus importantes ejes turísticos.

Cabecera del partido del mismo nombre, a la ciudad de Azul se llega desde la Capital Federal por la ruta nacional 3 luego de recorrer unos 300 kilómetros hacia el sudoeste. Su centro urbano se destaca por la arquitectura Art Decó, obra del arquitecto ítalo-argentino Francisco Salamone, que construyó alrededor de 60 edificios en 25 municipios de la provincia de Buenos Aires.

Su centro comercial abarca todos los rubros al igual que otras grandes ciudades y la hotelería contempla la diversidad de presupuestos de los visitantes, pero también pueden alquilarse casas y hay alojamientos con pensión completa en algunas estancias.

El Parque Municipal Domingo Faustino Sarmiento, ubicado a orillas del arroyo Azul, es el pulmón verde más importante de la ciudad: sus 22 hectáreas fueron aprovechadas por el paisajista Carlos Thays, que creó un escenario original poniendo el agua como elemento decorativo. Una de las características del parque es la numerosa variedad de plantas; una réplica de un Patio Andaluz y la Isla de los Poetas "Rafaelli Sarandría", más un retoño del pino de San Lorenzo, que fue declarado en 1941 "Árbol de Azul", completan la magnificencia de este parque. La costanera Cacique Cipriano Catriel, que debe su nombre al pionero de estas tierras, es un paseo por la ribera siguiendo el curso del arroyo Azul, que atraviesa la zona urbanizada desde el Parque Sarmiento hasta el lago Güemes.

La Catedral Nuestra Señora del Rosario, de estilo gótico, fue diseñada en 1906 por los ingenieros Juan Ochoa, W. Pitman y Charls Evans Medhurst, y lo más destacado de su arquitectura son los vitrales traídos de Francia y sus imponentes campanas. La imagen de Nuestra Señora del Rosario, patrona de la ciudad se ubica en el altar mayor.

El museo Enrique Squirru cuenta con una valiosísima colección histórica compuesta por objetos araucanos y pampas, cerámica indígena, platería gauchesca y mapuche; tejidos, instrumentos de pesca y caza; documentación que asevera hechos históricos y nombres como el del doctor Ronco, prestigioso abogado que realizó innumerables obras en pos de la cultura y la comunidad de Azul. Las Sierras de Azul atraviesan la zona sur del partido, siendo el parador "Boca de las Sierras", un pequeño valle circundado por bellísimos escenarios naturales, eje de una importante atracción turística.

      Embed

Comentarios Facebook