lunes 5.12.2016 - Actualizado hace
Temperatura T 30° H 51.8%
31 | 07 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Consejos prácticos para tener una vida saludable

0
Comentarios


La alimentación adecuada, junto con actividad física periódica y una buena salud emocional, son fundamentales para tener una vida saludable. Para lograr esto es importante tener en cuenta algunos consejos para llevar a cabo todos los días.

Consejos prácticos para tener una vida saludable
Foto:

Una vida saludable implica una alimentación adecuada, realizar actividad física periódica y, también, una buena salud emocional. La importancia de estar saludable emocionalmente permite que las emociones que vivimos a diario no afecten nuestra salud física.

Estudios realizados demuestran que las personas que padecen disgustos frecuentes tienden a enfermarse con mayor facilidad. De este modo, aquellos que logran el autoconocimiento pueden manejar sus emociones negativas permitiendo afrontar situaciones adversas con menor impacto anímico. El médico neurólogo Dr. Luis Toledo (Mat. 13.180), considera que el "autoconocimiento se logra no solo desde la medicina sino también en el ejercicio de la meditación, la respiración controlada, etc. Cuanto más sabemos de nuestras fortalezas y debilidades más podremos evitar situaciones que pongan en riesgo el equilibrio emocional y físico atentando contra nuestra calidad de vida".

Asimismo, una buena salud mental nos permite desarrollar relaciones interpersonales con mayor facilidad, así como también encarar los problemas cotidianos, las presiones laborales, el estrés, de modo que no repercutan en nuestro organismo.

El neurólogo considera que "en la vida cotidiana el efecto sobre nuestras emociones nos obligan a reaccionar impulsivamente olvidando que en el buen control emocional radica la economía de energía psíquica, verdadero combustible para la estabilidad del resto de sistema físico y orgánico". Mantener un equilibrio energético es fundamental para controlar los impulsos.

LEA MÁS:

      Embed

Prácticas naturales

Existen prácticas naturales que las personas pueden realizar en su vida cotidiana para mantenerse saludables física y emocionalmente. El Dr. Luis Toledo brinda algunas recomendaciones que pueden ayudar a mantener en equilibrio la mente y el cuerpo:

Descansar mínimo cinco horas diarias pero teniendo en cuenta que las dos primeras horas antes de la medianoche son las que dejan mayor recuperación.

Realizan una actividad física a diario.

Ejercicios de control mental como la meditación permite mantener una buena salud.

Alejar aparatos eléctricos de nuestra habitación para no alterar nuestro descanso.

Iniciar la ducha matutina con el agua bien caliente y luego disminuirla para expulsar toxinas por la piel.

Un desayuno libre de lácteos con frutos secos y miel con frutas brinda un gran aporte nutricional.

Un descanso luego del mediodía resulta muy reconfortante. Se puede realizar sentado con unas llaves en la mano y dormir hasta que las llaves caigan, esto puede brindar 10 minutos de descaso reparador.

El uso de ropas holgadas, que no sean muy ajustadas, ayudan a mantener constante el flujo de calor hacia el exterior.

Es ideal orientar la cabecera de la cama hacia el norte, de esta manera nuestro campo magnético se alinea con el de la Tierra.

El consumo de agua magnetizada también es recomendable para estabilizar el estrés diario.

Las tisanas hacia la tarde con limón resultan beneficiosas para mantener la alcalinidad.

Las flores de Bach como remedio rescate aportan estabilidad mental en cualquier momento del día.

      Embed


Comentarios Facebook