miércoles 28.09.2016 - Actualizado hace
Vida
04 | 09 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

El desafío de enseñar a la Generación “Y”

0
Comentarios


Una reciente encuesta en GBA y Ciudad de Buenos Aires confirmó que la mitad del alumnado cuenta con una computadora en su casa, 7 de cada 10 tienen acceso a Internet y un 90 por ciento cuenta con celular, motivos para encarar otro modo de aprendizaje. Especialistas locales e internacionales debaten sobre los nuevos requerimientos en el aula.

El desafío de enseñar a la Generación “Y”
Foto:

Los herederos de la Generación 'Y' traen consigo nuevas perspectivas sobre el universo, y no parecen dispuestos a quedar en el pasado. Según la primera encuesta nacional sobre Integración de TIC en la Educación Básica (2015, Unicef), que indagó sobre directivos, docentes y estudiantes y su vinculación con las TIC en sus hogares: casi un 100% de los relevados tiene TV, más del 90% tiene celular, más de la mitad cuenta con una computadora en su casa y 7 de cada 10 tienen acceso a Internet. En este contexto, los cambios a la hora de pensar el aula parecen imperativos, aunque no sencillos.

"Para Feli, la tablet es un juguete más. Al principio me resistí, pero con el tiempo vi que no es que la tecnología sustituyó sus otros juegos", dice Analía Solla, mamá de Felipe, con sólo 6 años es un niño tech. Como él, toda una generación aprende, se vincula y divierte, también, en formato digital y fuera del aula. "Hace falta generar las condiciones para apostar por la innovación educativa, que ésta sucederá sólo cuando se modifiquen las estructuras del formato escolar, ese cambio modificará radicalmente el contacto de los alumnos con el aprendizaje" anticipa Claudia Romero, Directora del Area de Educación de la Universidad Di Tella.

"Hace cinco años comenzamos a trabajar en el tema, al principio teníamos colegios en GBA y Ciudad de Buenos Aires y hoy nos encontramos trabajando en las principales ciudades del país. El crecimiento que tuvimos fue exponencial, dado que los colegios se ven urgidos en adaptarse al modelo digital que se impone por el mismo avance de los chicos", explicó Diego Cerutti, director de Santillana Compartir, organizador del 5º Congreso Nacional Educando en la Era Digital, cuya oradora principal fue la española Montserrat del Pozo, una monja y pedagoga que apoya activamente la inclusión tecnológica en el aula y desarrolla en España la enseñanza basada en la teoría de las Inteligencias Múltiples.

LEA MÁS:

      Embed

¿Aula de la era digital? Para comenzar a cumplirlo, es necesario que docentes y alumnos cuenten con las herramientas que enriquezcan el proceso de enseñanza-aprendizaje. Para Romero, muchas veces se confunde la innovación con cambios en los diseños curriculares o la inclusión de las nuevas tecnologías. 'La tecnología en sí misma no constituye una innovación, el máximo desafío sigue siendo cómo hacemos para que los docentes se apropien de este diseño, lo aprendan y lo puedan enseñar. La tecnología es una herramienta muy potente pero si no hay alteraciones del tiempo y el espacio puede ser usada de la misma manera estructurada que cualquier otra', explicó la especialista.

También para el investigador Diego Golombek, es posible propiciar el despertar creativo de los niños, sin desmerecer el uso de la tecnología: "Picasso decía 'todos los niños nacen artistas', nacen con una visión artística del mundo. Y yo puedo agregar que también nacen científicos, con una visión curiosa del mundo. Lo que tendemos a hacer los padres es normalizar esa curiosidad, encausarla, y a veces la encausamos demasiado. Los padres y los docentes tienen el rol de guía en esta nueva instancia de la educación y ese es un rol muy importante, poderoso e indeclinable. Un maestro tiene que aprovechar las herramientas que le brinda la tecnología y no asustarse ni dejarlas de lado".

"Pensar en que la educación sea digital me parece impresionante, nunca me imaginé que llegaría a ver eso en mis hijas. Me quebró la cabeza como mamá, entendí que es una Era diferente a la mía", dice aún abrumada, Reyes, madre del porteño colegio Misericordia. Docentes, directivos y la comunidad educativa, se encuentran hoy atravesando un proceso de transición, dónde un nuevo paradigma pedagógico se presenta como el principal desafío para la comunidad educativa.

      Embed

Comentarios Facebook