domingo 25.09.2016 - Actualizado hace
Quilmeño
03 | 09 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Ex marido le dio un hachazo en la cabeza y le cortó el cuello... ¡Y sobrevivió!

Nahuel Molina
0
Comentarios
Por Nahuel Molina


Los médicos aún no pueden creer que Leila Ferreyra, una mujer de 69 años, esté con vida, tras ser atacada de manera salvaje con un hacha y un cuchillo. El agresor, que pensó que estaba muerta, se suicidó ahorcándose con una cadena.

Ex marido le dio un hachazo en la cabeza y le cortó el cuello... ¡Y sobrevivió!
Lelia Ferreyra
Foto:

Una mujer de 69 años sobrevivió milagrosamente al salvaje ataque que recibió por parte de su ex marido, quien ingresó a su vivienda de San Francisco Solano donde, por la espalda, le propinó un hachazo en la cabeza, luego le cortó el cuello en un intento por degollarla y, finalmente, se ahorcó con una cadena.

Los médicos aún no pueden creer que Lelia Ferreyra esté con vida. Sufrió una severa fractura de cráneo, tiene múltiples heridas en su cabeza y también en el cuello. Si bien su estado de salud es delicado, la mujer salió de rápidamente de terapia intensiva y pasó a sala común, en la que recibe constantes monitoreos por parte de neurólogos.

El brutal episodio de violencia de género ocurrió en una propiedad ubicada sobre la calle 869, entre 24 y 899 bis, en el populoso barrio Los Eucaliptos (Solano, partido de Quilmes). En esa propiedad, donde Lelia vive con su hijo menor, su nuera y su nieto, eran habituales las visitas de Aristóbulo Aragón, quien se hacía llamar Roberto. Es que, a pesar de que habían dejado de ser pareja hace dos años, Lelia y Roberto seguían en contacto por el nieto en común. Ese era el único motivo por el cual ella le permitía el ingreso.

El pasado jueves, en horas de la tarde, el hombre (de 68 años) fue hasta la vivienda. En sus manos llevaba una cadena, pero eso no levantó sospechas de nadie. Una vez adentro, fue hasta el cuarto de herramientas y agarró un hacha.

      Lelia Ferreyra

"Mi mamá no se acuerda nada. Se desmayó con el primer golpe", señaló a DIARIO POPULAR Silvia Navarro, una de las hijas del primer matrimonio de la víctima.

Cuando cayó al suelo, él sacó un cuchillo y, para asegurarse de que muriera, le cortó la garganta. "En ese momento apareció mi cuñada y lo empujó. Roberto agarró la cadena y se fue corriendo. Mi mamá quedó inconciente, bañada en sangre", describió Navarro, y luego agregó: "Tuvimos suerte, los vecinos pararon un patrullero en la calle y los policías la llevaron hasta el hospital de Solano. Ahí le hicieron las primeras curaciones". Luego, la mujer fue trasladada por PAMI a la Nueva Clínica Berazategui, donde muestra signos de recuperación.

Los mismos policías actuaron de oficio y fueron hasta la casa del agresor, a sólo seis cuadras del lugar del ataque. Allí encontraron a Roberto, ahorcado con la misma cadena que había llevado a la casa de su ex mujer, lo que demuestra que su idea siempre fue asesinarla y luego quitarse la vida. Lo que nunca llegó a saber es que Lelia resistió su cobarde intento de homicidio.

      Embed



Comentarios Facebook