sábado 10.12.2016 - Actualizado hace
Participación

"Todo está bien, es la frase de moda"

Señor director:

Cuando son chicos y hacen algo bien quieren siempre la admiración y la alabanza de los progenitores. Sienten orgullo de haberlo hecho. Pero es lo que deben hacer. Cuando no se hace lo correcto, la crítica no se acepta de buena gana. Es que desde pequeño se les ensalzó de palabras aprobatorias a lo que hicieran bien o mal. Eso, con el tiempo, dio una seguridad y un egocentrismo que muchas veces ronda lo ridículo. Es que es más fácil 'sacarse de arriba' a un chico molesto, diciéndole 'que bien' a darle las explicaciones de la forma que es correcta. Con el tiempo eso va perjudicando al adolescente y perdura en el adulto. Es igual a poner límites. La enseñanza cuesta y duele. La comodidad de 'laissez faire' sólo causa problemas a los hijos. Es que lo abundante pasa a ser empalagoso. Todo está bien es la frase de moda. No se espera una respuesta diferente a 'Si' Los políticos y gobernantes deben haber sido criados en esa forma. Pretenden que les canten loas de lo bien que están haciendo las cosas. ¡Es su deber y obligación! Así vamos.

Ignacio J. Díaz
DNI 13.842.777
      Embed


Comentarios Facebook