sábado 3.12.2016 - Actualizado hace
Fútbol
13 | 10 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Se cambia de raíz, o ir al Mundial será una utopía

Alberto Callegari
0
Comentarios
Por Alberto Callegari


Bauza no tiene más tiempo para continuar en la nebulosa: está obligado a cambiar tomando decisiones en materia de jugadores y en la implementación de una línea de juego clara. El plano local ofrece alternativas.

Se cambia de raíz, o ir al Mundial será una utopía
Foto:

Edgardo Bauza no tiene demasiado tiempo para elegir entre opciones en lo que hace a su trabajo: o cambia a la brevedad o sus días al frente de la Selección Argentina podrían no incursionar en el tramo final de las eliminatorias en 2017. Queda claro que el entrenador debe afirmar una política profesional que además de revertir lo que ha mostrado hasta ahora, convenza e incluya línea de juego y convocatoria de algunos jugadores, prescindiendo de ellos y llamando a otros.

También, una línea de labor que no permita deslices como considerar que Paulo Dybala jugaba "por la derecha" en sus comienzos en Instituto y que entienda que insistir con Mascherano en el medio cuando en Barcelona es central con salida, es contraproducente. Se hizo además clamor popular el echar mano a jugadores del ámbito local, dejando de lado a nombres como los de Sergio Agüero -sobremanera- Gonzalo Higuaín y Angel Di María, en un recurso que suena repetitivo cuando los resultados y los rendimientos no se dan, pero que tienen un trasfondo que nos gustaría aprovechar, el de hacer que el DT de la Selección trabaje semanalmente -salvo en días de disputa de copas por parte de los clubes- a un grupo de jugadores del torneo local, en un momento donde a pesar de la terrible desorganización que vive nuestro fútbol, vemos a futbolistas de alta calidad individual -algunos internacional y otros en vías de poseer ésta- capaces de formar no una, sino tres o cuatro seleccionados enteros.

Vemos a una Selección con jugadores que piden a gritos no ser convocados al menos por un tiempo. Se desprende del cansancio con el que repetitivamente lanzan frases de ocasión en las algún "detalle" entre silencios prueban lo que decimos. En la Selección Argentina actual hay un grupo de jugadores hartos de no ganar lo que quisieron ganar y no pudieron y que no se ven capaces de revertir -como Bauza- un clima espeso como el que se probó en Córdoba.

 Desde Mascherano hasta el Pipita, pasando por el Kun y Di María, aun habiendo más. No hablamos de Messi, porque es inadmisible depender de Messi como un elemento único, que en este contexto tampoco sería salvación. Hablamos de hacer un rápido borrón y cuenta nueva depositando la confianza en el aporte de un nuevo grupo que le dé a la Selección un retorno al rendimiento "con hambre de gloria" que muchos hoy han perdido.

Si hablamos de Andújar; José Luis Gómez, Maidana, Cuesta y Mas; Ascacibar, Diego González y Belluschi; Lautaro Acosta, Alario y Marco Ruben, o con una delantera de punta con Lisandro López y Ruben, hablamos de apenas una de esas formaciones que con trabajo los días martes y miércoles Bauza podría armar llamando a un listado de 20-22 jugadores del plano local, a los que sumaríamos a Messi, Mascherano, Dybala, tal vez Ramiro Funes Mori. ¿Les gusta la idea? Hablamos de trabajo semanal del DT. Y si se quiere ir a Rusia 2018, hay que probar todo, elegir bien y trabajar a fondo. Y si alguien no es capaz, afuera...
      Embed



Comentarios Facebook