lunes 16.01.2017 - Actualizado hace
General
28 | 12 | 2016
Imprimir
Agrandar
Reducir

Volver a casa: Pergamino entre el dolor, la solidaridad y las miserias

0
Comentarios


La Municipalidad y el Gobierno de la Provincia coordinan el retorno de los damnificados a sus hogares con 300 voluntarios. Aún llegan colchones y productos de limpieza que son distribuidos por zonas. Hubo detenidos por intento de robos en propiedades donde bajó el agua. Un móvil de la Cruz Roja fue apedreado

Volver a casa: Pergamino entre el dolor, la solidaridad y las miserias
Fotos: Agencia Rosario
Foto:

Pergamino intenta volver a la normalidad después de la peor inundación en 20 años. Con la baja de las aguas de los ríos y arroyos, la Municipalidad y el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires coordinan el retorno de los damnificados a sus hogares con la ayuda de 300 voluntarios.

Sin embargo, en medio de la solidaridad y la angustia, aparecieron los delitos: al llegar a sus casas, muchos se encontraron con que les faltaban pertenencias. La Policía detuvo a varios delincuentes, hubo comercios destruidos y un móvil de la Cruz Roja apedreado.

El operativo "Vuelta a Casa" encamina a las familias nuevamente a los domicilios y los asiste mediante la entrega de colchones y kits de limpieza, que fueron enviados por Lotería de la Provincia y la gobernación provincial.

      Embed

Entre el barro y la poca agua que queda, algunos autos intentan abrir paso, otras familias caminan varias cuadras lentamente pero son muchos los que todavía esperan la orden del municipio para retornar a sus hogares.

"La gente se lo tomó con resignación. Vieron subir el agua, cerraron las puertas de sus casas y se fueron", contó uno de los vecinos al diario La Opinión de esa ciudad.

En distintos puntos de distribución pueden encontrar litros de lavandina, toallones, agua mineral para poder limpiar las habitaciones, o lo que queda después de la inundación.

El secretario de Gobierno del Municipio, Carlos Pérez, afirmó: "Tenemos un depósito único, y desde acá derivamos hacia otros lugares, como Barrio Centenario, Hernández, Güemes, Kennedy, Newbery, y en todos los lugares que sufrieron los estragos del agua".


      Embed

Gendarmería Nacional, Prefectura, Bomberos Voluntarios y la Cruz Roja despliegan sus fuerzas en toda el área. Se intenta que el tiempo pase rápido. Se calcula que 2.000 propiedades fueron alcanzadas por el agua.

"No nos queda otra alternativa que dar vuelta a hoja y empezar de vuelta", sintetiza sus sentimientos Germán Villegas, que vio cómo se perdía todo en el Club Juventud.

A pesar de la ayuda intensa y de lo poco que queda, la Policía detuvo a seis personas que intentaron robar casas y comercios cuando bajó el agua. Un móvil de la Cruz Roja se aprestaba a alejar a personas del peligro cuando la luneta estalló: un grupo de delincuentes le tiró piedras.


      Embed


Comentarios Facebook