PARIS (AFP-NA).- La gripe aviaria siguió ganando terreno ayer en Europa con su aparición en Suiza y el hallazgo de nuevos casos en Alemania y quizás en Rumanía, mientras Francia confirmaba la presencia del letal virus H5N1 en 15 cisnes salvajes. Pese a que de momento no se han detectado casos de contagio humano en el Viejo Continente, lo cierto es que la epizootia ha tenido repercusiones económicas nefastas. Ayer, siguiendo los pasos de Japón y desoyendo las declaraciones del presidente francés, Jacques Chirac, que el sábado estimó que “no hay peligro alguno en consumir carne de aves y huevos”, Hong Kong prohibió las importaciones de aves y derivados procedentes de Francia. La medida, con efecto inmediato, incluye la carne de ave y los productos culinarios asociados, entre los que se encuentra el célebre “foie-gras” de pato. Primer exportador de aves de la UE, Francia cuenta con más de 30.000 criaderos profesionales, con 65.000 empleados y un volumen de negocio anual en todo el sector avícola de unos 7.000 millones de dólares.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: Nº: RL-2021-110619619-APN-DNDA#MJ - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - [email protected]

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados