El Cervecero se presentón en concurso de acreedores: las deudas ascienden a los 208 millones de pesos

El déficit financiero que aqueja a Quilmes llevó a la actual gestión del club Cervecero, encabezada por el presidente Marcelo Calello, a presentarse en convocatoria de acreedores. La medida judicial, según se aclara en un comunicado oficial, no afectará el normal desenvolvimiento de las actividades que se desarrollan en el club.

La causa quedó radicada en el juzgado Civil y Comercial Nº 3 de Quilmes para que la jueza Diana Ivone Español revise las deudas que ascienden a los 208 millones de pesos. El concurso fue presentado por los estudios Fargosi, Klein & Sasiain junto con el de Cambiaso & Ferraro.

Una vez que la jueza actuante constate la deuda real y los acreedores verifiquen sus créditos, el club deberá formalizar una propuesta de pago.

En el comunicado emitido por las flamantes autoridades de Quilmes, se deja expresa constancia de que "en la administración no había contratos, ni un solo papel. Mucho menos dinero. Se habían borrado algunos discos rígidos de las pocas computadoras que quedaron. De todas formas, el club se puso en marcha pese a la larga y triste lista de irregularidades que encontramos".

      Embed