“La realidad es que hay una oferta que no es elástica. Esa falta de oferta se está notando. Tenemos una muy importante demanda interna”.
La reducida oferta de vacunos es la principal causa que impulsa la suba de precios de los cortes al público y tanto carniceros como productores coincidieron en vaticinar que los aumentos continuarán. Alberto Williams, vicepresidente de la Asociación de Propietarios de Carnicerías de la Capital Federal, dijo que “el mercado no está bien abastecido, como se había dispuesto en el acuerdo ganadero impulsado por el gobierno en noviembre último”. “Está faltando el consumo chico, el consumo liviano de los 260 kilos. No entra la cantidad que se necesita para abastecer la Capital Federal”, sostuvo el carnicero en diálogo con Radio América. Por su parte, el presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luciano Miguens, coincidió con Williams al decir por Radio 10 que a nivel minorista “no hay oferta y hay una demanda que ha crecido mucho en el último mes”. A criterio de Miguens, “la realidad es que hay una oferta que no es elástica. Esa falta de oferta se está notando. Tenemos una muy importante demanda interna”, tras lo cual enfatizó: “Nosotros no somos formadores de precios”.
Ni la aftosa frenó la suba
A diferencia de los últimos tres lunes, los ingresos registrados ayer en el Mercado de Hacienda de Liniers se ubicaron por encima de las 8.000 cabezas. Esta oferta, según los analistas, permitiría descomprimir la presión registrada sobre los precios durante las ruedas anteriores. Williams, al ser consultado sobre el mercado de la carne tras el brote de aftosa detectado hace tres semanas en Corrientes, recordó que la proyección inicial era que esa situación iba a favorecer la oferta local. “Se dijo eso, que iba a haber un consumo más barato. Nosotros fuimos cautos porque era muy chico el brote y no se iba a parar toda la exportación por ese problema, y así sucedió, o sea que en el mercado bajó el consumo del novillo pesado, pero ya retomó su ritmo”, acotó el carnicero.
El clima no ayuda
Sobre las recientes lluvias que afectaron a la zona ganadera dijo que que “eso trae problemas. Esperamos que se componga. No vemos una cantidad de hacienda abundante en los campos para que venga. También hubo mucha sequía. Hay una hacienda que no está gorda todavía. No vemos el abastecimiento bien parejo al mercado como para decir que estamos tranquilos”. En cuanto a la actitud de los consumidores, explicó que las ventas “han mermado mucho. Desde la mitad de diciembre, antes de las fiestas han caído un 30 por ciento. La gente está consumiendo los cortes más baratos. No hay gran venta. En algún momento (los carniceros) se van a tener que replantear los márgenes de ganancias porque no pueden cubrir los gastos. La gente está un poco molesta porque ellos saben en el fondo que aquí lo que aumentó nunca bajó”. Dijo que el precio de la carne a las carnicerías no llega con rebaja y agregó que, “al contrario, la semana pasada subió 30 centavos”.
Demanda “muy fuerte”
“A nosotros nos pone mal cuando salen a decir que los carniceros nunca bajan (los precios). La baja fue del novillo pesado que acá en la Capital mucho no se consume. Pero el consumo chico estaba muy firme con tendencia a la suba”, explicó. En tanto el presidente de la Cámara Argentina de Engordadores de la Hacienda Vacuna, Miguel de Achával, vaticinó ayer que el precio de la carne seguirá en aumento, porque “hay déficit de producción y una demanda muy fuerte”. “Falta carne en el país. No busquemos más excusas. Hay un déficit de carne en el mercado interno y una demanda muy fuerte, adentro y afuera del país”, sostuvo el empresario. En declaraciones a Radio América, De Achával comentó que “el volumen (de carne vacuna) que se produce no alcanza para abastecer la demanda. Por eso, la solución es algo a largo plazo”. En consecuencia, estimó que “tendremos un mercado muy firme de carne para el resto del año”. De Achával sostuvo además que “si el productor no tiene carne, es porque en los últimos años el negocio no fue rentable. Por eso, hay un montón de espacio para crecer. Pero los productores aún no tienen la posibilidad de crecer”. El empresario aseguró que “no solo hay que mirar el Mercado de Liniers. Hay que mirar también al interior del país, donde los precios son mucho más bajos que en la Capital Federal”. A su criterio, “Liniers es un mercado caro por el transporte y por los comisionistas. Pero si se mira lo que el productor recibe en mano, no es lo que ve en Liniers”.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: Nº: RL-2021-110619619-APN-DNDA#MJ - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - [email protected]

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados