“Lo único que espero es justicia. Tengo claro que fue con intención”, sostuvo Miguel Fortunato, quien aguarda por una condena ejemplar para Laura Silva, quien podría recibir la pena de prisión perpetua.

E l padre del rugbier Genaro Fortunato, quien murió al ser atropellado por el auto conducido por su novia Julieta Silva en un hecho que se está juzgando en la provincia de Mendoza y por el que la mujer podría ser condenada a prisión perpetua, sostuvo que “estoy convencido de que no fue un accidente. Hay cosas que me hacen ruido, no podés confundir un cuerpo con un pozo’.

Al referirse al móvil del crimen, Miguel Fortunato manifestó que “él le contó que iba a tener una hija con su ex novia”, aunque este dato no está acreditado, se sabe que previo al fatal desenlace, la pareja había mantenido una fuerte discusión. ‘No creo en las lágrimas de ella. Sólo en las nuestras. La verdad que lo único que espero es justicia. Tengo claro que fue con intención’, sostuvo en declaraciones al canal C5N.

Julieta Silva, quien es juzgada por haber atropellado con su auto y matado a su novio rugbier, a la salida de un local nocturno de San Rafael, quedó expuesta a recibir una pena de prisión perpetua, luego de que el tribunal aceptara el pedido de la Fiscalía para que sea acusada de “homicidio agravado por el vínculo”.

La nueva carátula solicitada por la fiscalía tiene como base una serie de testimonios y pruebas, como los WhatsApp que intercambiaban Silva y Fortunato, que apuntarían a una relación amorosa estable. En una breve audiencia celebrada este martes en la ciudad del sur mendocino, los jueces Rodolfo Luque, Julio Bittar y María Eugenia Laigle hicieron lugar a lo que había planteado el fiscal de cámara Fernando Guzzo el viernes pasado, de incorporar la carátula de un homicidio agravado por el vínculo, un delito que prevé una pena única de perpetua.

El noviazgo de Silva y el joven que se desempañaba como jugador de Belgrano Rugby, de apenas unos tres meses, quedó probado por varios de los testigos que pasaron frente al tribunal. De esa manera, el caso volvió a una etapa anterior en la que la fiscal de instrucción Andrea Rossi había acusado a Silva de homicidio agravado por el vínculo y alevosía, imputación que la Cámara de Apelaciones desestimó para ordenar dos acusaciones alternativas: homicidio simple con dolo eventual y homicidio culposo agravado por conducción antirreglamentaria.

No obstante, en la última parte del juicio oral los jueces consideraron que no correspondía al tribunal expedirse y sólo se le dio curso a lo solicitado por la fiscalía.

El hecho ocurrió en la madrugada del pasado 9 de septiembre a la salida de La Mona Bar, un lugar al que Silva, de 30 años, y Fortunato, de 25, habían concurrido unas horas antes. En esas circunstancias, al parecer, el joven intentó detener la salida intempestiva de su novia del lugar tras una discusión, pero al colgarse del auto, la mujer giró en “u”, lo atropelló y lo mató en el acto.

Silva permaneció internada con custodia policial en el área de Salud Mental del hospital Schestakow hasta que el 12 de septiembre de 2017 fue trasladada al penal de San Rafael. La mujer alegó esa noche olvidó sus lentes y que no vio a su novio caído en el suelo antes de atropellarlo cuando regresaba para devolverle su celular, que había quedado en el auto.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados