FILADELFIA (ANSA).- Más de 140 teólogos, educadores y católicos laicos pidieron ayer a los prelados estadounidenses que presenten sus dimisiones ante el papa Francisco, como acto público de penitencia, tras las nuevas revelaciones de abusos sexuales y corrupción en Pensilvania. Lo reportó ayer el National Catholic Reporter, en relación al nuevo escándalo de pedofilia, que se conoció después que un tribunal de Pensilvania denunció cientos de abusos sexuales y también encubrimientos de la Iglesia católica.

“Hacemos un llamamiento a los obispos católicos de los Estados Unidos para que consideren, en oración y sinceridad, presentar su renuncia colectiva al papa Francisco como un acto público de arrepentimiento ante Dios y el pueblo de Dios”, se lee en una declaración, publicada en inglés y en español en el blog Daily Theology.

La petición solicita que los obispos estadounidenses imiten a los 134 colegas chilenos que, en mayo pasado, renunciaron tras las revelaciones de casos de pedofilia.

“Son números escalofriantes, aterrorizantes, que nos muestran un dimensión de la que no teníamos idea hace algunos años”, dijo a Vatican News el sacerdote jesuita Hans Zollner, miembro de la Pontificia Comisión para la Protección de los Menores y presidente del Centro para la Protección de los Menores de la Pontificia Universidad Gregoriana, sobre las noticias del escándalo que estalló en Pensilvania.

Según Zollner, este reporte está en línea con otros que le acercaron en otras ocasiones.

“Por ejemplo, sigue los preceptos de la Comisión Real del gobierno australiano y de otros informes que prácticamente confirman que entre el 4% y 6% de los sacerdotes, en un período de 60 años, fue acusado o condenado por abuso de menores”, indicó.

El religioso también lamentó que la Iglesia no haya advertido a tiempo los abusos y no haya “actuado seriamente” al respecto

“Debemos darnos cuenta que muchas personas que tenían el deber de proteger a los más chicos los han abusado! Debemos darnos cuenta que durante decenios en la Iglesia no actuamos seriamente en la lucha contra estos crímenes, no castigamos sino que, al contrario, muchas veces defendimos a estas personas, los abusadores, incluso las jerarquías, los obispos”, subrayó. Para Zollner “no se trata solo de seguir las normas”.

“Debemos comprender que la protección de los menores es un deber primordial de la misión de la Iglesia y los primeros que deben llevarla adelante son los sacerdotes, los clérigos y todas las personas que trabajan en la Iglesia”, exhortó.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 5346756 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados