Se conoció un tercer audio del joven acusado de violación en el que acusa a un primo de incitarlo a los abusos

Lautaro Teruel, hijo de uno de los integrantes de Los Nocheros, permanece en prisión preventiva acusado de abusar sexualmente de una menor. En esta situación, el joven en un intento desesperado por declararse inocente frente a la víctima, habló de la reacción de su padre e involucró a uno de sus primos en intentos de abuso.

Al igual que los dos previos, este tercer audio también fue grabado por la víctima de violación, quien de manera encubierta conversó con Teruel para lograr presentar pruebas ante la justicia.

“Mi viejo lo sabe, tu abuela me dijo que hable con él. Yo no le podía decir... Se lo dije dos días después de nuestra charla. Cayó a almorzar, y cuando lo saludé, él me saludó raro, mi vieja más raro aún, y dije 'uh, ya saben'. Y la vi a la “Pato” que me dijo que se lo dijo ella porque sentía que yo no iba a poder hacerlo”, explica en el audio.

ADEMÁS:

Dio a luz en el auto camino al hospital y su hijo de 10 años grabó todo el parto

Y continúa: “Fue medio un empingue, pero me sacó un peso de encima. Era un bajón, ¿viste? Todo ese día tuvieron cero onda conmigo. Al otro día me agarró mi viejo, hablamos bien. Al principio me bardeó un toque pero después le dije que necesitaba hablar con vos porque sabía que la había moqueado, que era algo con lo que venía luchando hacía mucho tiempo y que hoy en día considero que ya no lucho con eso, porque ahora veo las nenitas y no me pasa nada. No es que yo sigo ahí, como 'qué onda'... Si tuviese dudas de una pendeja le digo a mi viejo ’che, ayudame’ o voy a un loquero o voy en cana, digamos, y no quiero ninguna de las dos. Algo con lo que sí he luchado después de lo tuyo y luché bastante tiempo, dos años tres años ponele, de que veía una pendeja y me quería alzar".

El audio continúa con intensas revelaciones: "Después pasó el tiempo y me di cuenta que nada que ver, cualquiera... Si tengo cien minas para garchar si quiero y me voy a ir a buscar a una nenita, nada que ver, aparte una nena que no tiene noción de nada, que no tiene por qué enterarse de esas cosas o experimentar esas cosas. Los primeros años sí me costó y hoy en día no... Tengo mi casa repleta de niñas y niños, y la mejor, los trato como una hermanita, digamos, ¿me entendés?".

Luego, confiesa arrepentido: "Le dije eso a mi viejo, le dije que hoy en día no es que peleé contra eso, es algo que me pasó de pibe, de pendejo, y hoy en día ya no me pasa y sigo teniendo el malestar por lo que hice antes. Le dije que necesitaba pedirte perdón. Él me dijo que estaba bien y que confiaba en mí y que le iba a costar a volver a confiar del todo, pero que sí me creía que estaba en otro mambo, que era una incoherencia lo que hice”.

Y luego añadió: “Tengo un primo que es el que me enseñó todas estas pelotudeces. Él siempre me decía 'si la ves durmiendo a tu prima...'. Hoy en día lo veo y sigue siendo igual. Lo hablé de mil veces y de mil maneras con él, pero el loco tiene ese chip y si él no decide cambiarlo le va a pasar algo parecido a lo mío o va a venir una mina y va a decir 'che, este es un culiado'. Él sabrá lo que hace, para mí no lo sabe, o si lo sabe pero no lo mide".

“Hubo un amigo que me dijo que me quede tranquilo, que camine tranquilo por la vida. Mi vieja dice que la fe es lo que mueve aunque esté lleno de chorros, violadores, asesinos. Tengo fe y ganas de intentar hacer las cosas bien. Te das cuenta que la moral es más picante, te mantiene. Si la moral no te dice nada, después alguien viene a decirte que estás meando fuera del tarro. Yo consideraba que mi moral me estaba liquidando”, enfatizó Lautaro.

Finalmente, concluyó: “Lo que me pasó el año pasado (el escrache en redes) me demostró un montón, la gente que me apoyó y la que se borró. Hubo gente que ni esperaba que me tire un mensaje. Ahí te das cuenta quiénes son los que quizá son conocidos tuyos pero que saben 'no flashear una'. Yo no me considero un mal tipo. Si yo supiera que soy un malvado, no vendría a hablar con vos y con mis viejos, me haría el pelotudo, pero no soy así. Consideré que era más liviano tener esta charla y también con la gente que quiero”.

Ante una situación de violencia de género, siempre es recomendable realizar la denuncia. Se puede llamar al 144 las 24hs. También se puede acudir a Comisarías de la Mujer y la Familia o, eventualmente, a cualquier comisaría cercana. También se puede recurrir al Juzgado de Garantía de turno o fiscalía. Acá, todos los organismos dependientes del Estado Nacional donde se podrán hacer las consultas y las denuncias pertinentes.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados