El plantel mantiene su premisa de no hablar con la prensa. Pablo Zabaleta fue dado de baja. A Paulo Dybala lo estudiará el cuerpo técnico mañana, cuando lo reciban.

La frase de Lionel Messi en Mendoza, luego de la victoria ante Colombia, se mantiene firme: los jugadores de la Selección continúan sin hablar con la prensa argentina. Varios de ellos llegaron al país: Sergio Agüero, Sergio Romero, Marcos Rojo, Nicolás Otamendi, Ramiro Funes Mori, Gabriel Mercado, Facundo Roncaglia, Lucas Biglia y Ángel Correa. Ninguno de ellos frenó para charlar con los cronistas que hacían guardia esperando por ellos.

Por la tarde de hoy continuarán los arribos de los jugadores y para mañana a la madrugada está prevista la llegada de Messi, Javier Mascherano y Ángel Di María.

El plantel argentino comenzará sus entrenamientos esta tarde desde las 16.30 en el complejo “Julio Grondona” de Ezeiza, donde mañana trabajará en doble turno y el miércoles en horario matutino antes de enfrentar el primer compromiso. Durante toda la semana, sólo está prevista la conferencia del entrenador Edgardo Bauza, el miércoles por la tarde, según informó la AFA.

Respecto a las novedades del plantel, Pablo Zabaleta fue dado de baja. Sufrió una lesión muscular del bíceps femoral izquierdo de grado 1 en su tercio distal. De esta manera, se estima que Mercado jugaría como lateral derecho el jueves contra Chile, en el Monumental.

La situación de Paulo Dybala es diferente. Padece una molestia en el isquitobial y tuvo que ser reemplazado ayer, en la victoria de Juventus contra Sampdoria. El cordobés llegará a la noche a será estudiado por el cuerpo médico del combinado nacional, y ellos decidirán si estará a disposición del entrenador.

Argentina se enfrentará con Chile el jueves próximo desde las 20.30 en el estadio Monumental, al que regresará después del empate con Brasil (1-1) el 13 de noviembre de 2015. Cinco días después de ese encuentro, visitará a Bolivia en la altura de La Paz a las 17.