Las autoridades de los dos países declararon la ley marcial y movilizaron sus tropas luego de combates en Nagorno-Karabaj. Hay al menos 16 muertos.

Armenia y Azerbaiyán se encuentran al borde de una guerra que podría tener consecuencias más allá de los territorios en disputa, de acuerdo con las declaraciones de los líderes de ambos países.

Tras registrarse combates aislados entre fuerzas azeríes y milicias de Nagorno Karabaj, una autoproclamada república que no cuenta con el reconocimiento internacional, habitada en su mayoría por armenios, se teme que ambos países inicien un conflicto bélico.

El enfrentamiento cobra especial interés en la Argentina por la numerosa colectividad armenia y una activa presencia empresaria a través de la Cámara Argentino Armenia desde 1986.

Asimismo, la concesión de la terminal aérea de Erevan, capital de Armenia, está a cargo de la Corporación América (AA2000).

En un clima muy tenso, el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliev, dijo que su ejército asesta "golpes devastadores" al enemigo y prometió "vencer" en estos combates. A su vez, Armenia declaró la movilización general y la ley marcial, y su primer ministro, Nikol Pashinian, llamó a "estar preparados para defender la patria".

Este domingo Arayik Harutiunián, presidente de Nagorno Karabaj, declaró el estado de guerra y la movilización general para todos los varones mayores de 18 años de edad. "Siempre hemos dicho que no somos partidarios de la guerra. No queríamos la guerra, nos la impusieron, y estamos obligados a defender nuestra patria y nuestras familias", afirmó el mandatario.

Entre 1991 y 1994, Nagorno Karabaj fue el escenario de otra guerra entre Armenia y Azerbaiyán. El conflicto dejó 30 mil muertos y el territorio se declaró independiente, pese a no tener reconocimiento internacional. Desde entonces Azerbaiyán intenta recuperar el control de la región.

ADEMÁS:

Trump nominó a la ultraconservadora Amy Coney Barrett a la Corte Suprema

Ante esta situación, Rusia pidió este domingo el cese de los combates, instando a las partes "a un inmediato alto el fuego y a entablar negociaciones para estabilizar la situación".

La Unión Europea (UE) y Francia también exhortaron a un alto el fuego. Mientras que el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, aliado tradicional de Azerbaiyán, renovó su apoyo a este país en conversación telefónica con su homólogo azerí.

"Según datos preliminares, 16 militares murieron y más de cien resultaron heridos" desde que estallaron los combates, dijo el Ministerio de Defensa de Nagorno-Karabaj, que tiene el apoyo de Armenia.

Estos dos países ya se enfrentaron en su frontera norte el pasado mes de julio en los combates más graves desde 2016 y que hicieron temer la desestabilización de la región. Entonces Rusia, Estados Unidos y la Unión Europea, pidieron a ambos que pusieran fin al conflicto mientras que Turquía brindó su pleno apoyo a Bakú.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados