Este jueves el capitán de Boca será intervenido quirúrgicamente del ligamento cruzado y lateral interno de la rodilla derecha. DIARIO POPULAR dialogó con un especialista con más de 30 años en la materia para conocer los detalles de una intervención de estas características

El mundo Boca está pendiente de la operación de su capitán. Este jueves, Fernando Gago será intervenido quirúrgicamente del ligamento cruzado y lateral interno de la rodilla derecha por el Dr. Jorge Batista, subdirector del departamento médico de Boca y quien lo operó las dos veces que se le cortó el tendón de Aquiles de la pierna izquierda, en 2015 y 2016. Pintita estará afuera de las canchas entre 6 y 8 meses.

¿En qué consiste la operación que le harán este jueves a Gago? ¿Cuáles son los tiempos reales y qué pasos debe seguir? ¿Cuánto repercuten en un jugador de 31 años soportar tres intervenciones en sólo 2 años? Esos son algunos de los principales interrogantes que tiene el hincha de Boca frente a la lesión grave que sufrió el capitán.

Para responder estas dudas que rodean la grave lesión de Pintita, DIARIO POPULAR dialogó con un especialista con más de 30 años en la materia, el Dr. Walter Guiliano, cirujano artroscopista, especialista en ortopedia y traumatología, deportólogo y director del Instituto Médico Olavarría.

“La cirugía del ligamento cruzado y lateral interno tarda entre 40 y 45 minutos, y consiste en reemplazar el ligamento que está roto por otra estructura. Normalmente se sacan de la misma rodilla unos tendones o existe la posibilidad de usar tendones alogénicos, tejidos de banco cadavéricos. Cuando el jugador ha sufrido varias lesiones y ya no se pueden utilizar sus tendones, se usan tejidos de banco. Luego, ese tendón que colocás sufre un proceso biológico, se va transformando de tendón a ligamento. Ese proceso tarda bastante, pero si muscularmente el paciente acompaña en la rehabilitación, puede volver a hacer deportes entre 6 a 8 meses, más allá de que el tendón que se colocó no tenga la resistencia suficiente como para soportar toda la estabilidad”, explicó Guiliano.

¿Y de qué depende ese tiempo de recuperación? "De que en la cirugía haya salido todo bien, que el injerto tenga un buen posicionamiento, y que biológicamente vaya cambiando de tendón a ligamento, proceso que se llama ligamentización. Cuando biológicamente la ligamentización transcurre con normalidad, el jugador tiene una buena respuesta muscular y un entrenamiento progresivo, vuelve en esos tiempos sin problemas. Normalmente, después de este tipo de intervención, empiezo a trabajar muy rápido con el kinesiólogo, una semana después de la operación. Y los pacientes se van de sanatorio el mismo día. A veces se usan muletas o no, depende si tienen lesiones asociadas".

fernando gago.JPG

Otro punto importante de una recuperación es el factor anímico, y ahí, según Guiliano, quien actualmente forma parte del cuerpo médico del plantel de Quilmes, depende de la personalidad de cada futbolista. "Tenés jugadores que enseguida están con todas las pilas, y quieren operarse para entrenar rápido. Muchos tienen procesos de duelo. Más allá del dolor, tienen un cuadro de angustia. Como todas las personalidades, algunos se lo toman como algo menor y otros como un episodio que algunos no vuelven. Lo que se ve en jugadores de fútbol es que tienen muy buena predisposición para recuperarse de este tipo de operaciones".

¿Y cuando un jugador soporta tres operaciones en solo 2 años? "Tenés que brindarle el apoyo psicológico. Es muy raro que un jugador de fútbol deje de jugar después de una lesión como esta. Gago ya tuvo dos roturas de Aquiles y sigue jugando. Son riesgos que los jugadores entienden y es parte de su trabajo".

Con lesiones consecutivas como le sucedió a Gago, enseguida surge la incógnita sobre si esas roturas están relacionadas. "Generalmente están bastante relacionadas una cirugía con la otra. Cuando tenés una lesión importante, no todas se recuperan al 100%. A veces quedan secuelas en cuanto a la movilidad de alguna articulación, en cuanto al tono muscular que se recupera de esa pierna. Por ahí eso te condiciona que en un futuro a que parte de un entrenamiento no hagas al 100%, que estés más expuesto a este tipo de lesiones".

Embed

Guillermo lo espera

Después de que se conoció la grave lesión de Gago, Guillermo Barros Schelotto aclaró que no contratarán a ningún futbolista por la baja: avisó que lo esperarán y contó el semblante del capitán de Boca.

“Está bastante bien de ánimo, no decaído, sí dolorido por el momento de la lesión y lo que le toca vivir. Pero Gago tiene una fortaleza especial. Se ha recuperado dos veces de la lesión del tendón. Esta lesión es distinta, y le va a llevar un poco más de tiempo. Una vez que lo opere el doctor Jorge Batista vamos a tener mucho más claro cuál es el futuro, pero me imagino por lo que hablamos que esperaremos siete u ocho meses para que vuelva a jugar”, había señalado el Mellizo, hace unos días, en ESPN.

Aparecen en esta nota: