El delantero aceptó que las cosas empezaron a tranquilizarse en el club desde que se canceló parte de la deuda con el plantel. Sin embargo, tras una serie de declaraciones cruzadas, dejó entrever que puede haber quedado "marcado"

No son buenos tiempos en Independiente. Durante este parate futbolístico, el fuego cruzado entre jugadores y dirigentes no cesó. Sin embargo, las cosas parecen estar un poco más tranquilas después que se cancelara parte de la deuda que el club tenía con el plantel. ¿Pero cómo seguir tras un enfrentamiento repleto de frases incendiarias que se replicaron a los medios? Silvio Romero, capitán y figura, admitió que no lo tiene claro.

En diálogo con Closs Continental, el delantero aseguró que “gran parte del problema se ha solucionado, hay tranquilidad para todos", pero dejó entrever que no se puede hacer un borrón y cuenta nueva tras lo sucedido. En ese sentido, hizo una autocrítica: “El reclamo puede ser injusto o justo. El momento no era indicado, por eso cayó como cayó, en medio de una pandemia. Pero esto viene de antes del virus. Desde noviembre estábamos con deudas, y teníamos que ponerle fin, se hacía insostenible. Por eso tomamos la decisión grupal de reclamar lo que nos debían. Fue eso. Entiendo que era un momento y sigue siendo súper delicado para todos los argentinos”.

Y amplió: “La carta documento tiene un plazo de 48 horas y nosotros nunca lo ejercimos. Tuvieron un mes para pagar la deuda y eso se venció, nunca tuvimos la intención de romper un contrato. Siempre tuvimos la buena disposición para llegar a un buen puerto. Le toca al club pagar lo que había asumido, nosotros a reclamar”.

Frente al reclamo, el futbolista asume que la imagen ante los hinchas es reversible: “Quieren que les respondamos dentro de la cancha. En eso estamos en deuda, lo dijimos. Yo recibí muchos mensajes de apoyo en redes sociales. Aunque para el hincha, hay que ganar”. En cambio, no considera que las cosas se normalicen tan rápido con las autoridades de la institución: “Puedo quedar marcado, pero yo estoy tranquilo porque el diálogo que tuve y tengo es excelente. También, se puede decir que fui el capitán de esta protesta, pero te lo pueden decir los dirigentes, si no tienen ganas de decirlo ya es su problema, pero tuve muy buen diálogo hasta el día de hoy”

Y agregó: “El club se perjudica porque tiene que pagar un contrato que ellos asumieron en un momento complicado. Con mis compañeros fui frontal, siempre les dije lo que pensaba. Inclusive, tomamos una decisión en la que yo no estaba 100% de acuerdo pero lo respeté por el grupo. Con los dirigentes fui frontal, les conté cómo estaba el termómetro del grupo".

En ese sentido, el “Chino” marcó unas declaraciones de Yoyo Maldonado, secretario de Independiente, que generaron fuerte malestar en el equipo que conduce Lucas Pusineri: “Tengo la tranquilidad de que me manejé con buen diálogo. Recibí algo del otro lado que no esperaba: 'Ustedes hace dos años que están de vacaciones'. Es parte de todo esto. Son diálogos, cosas que me pueden traer secuelas”.

Ante este contexto, el goleador puso su continuidad: “No es mi intención buscar otro club. Primero debo solucionar los posibles conflictos en Independiente, en el cual estoy muy cómodo. Pero si el club no se sincera y te dice 'no te puedo cumplir', ahí será otra cosa”.

ADEMÁS:

El patadón que dejó con diez al Milan ante la Juve en el minuto más loco del partido

El penal que erró Cristiano Ronaldo en la vuelta del fútbol italiano

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados