Lo sufren tres de cada diez personas en el mundo y es más común en las mujeres que en los hombres.

Tres de cada diez personas en todo el mundo sufren ataques de pánico, una dolencia que la Organización Mundial de la Salud la inserta dentro de los trastornos de ansiedad.

En Argentina no hay estadísticas oficiales, pero se estima que más de 6 millones tuvieron algún síntoma relacionado. Este trastorno es dos veces más común en mujeres que en hombres y los síntomas por lo general comienzan antes de los 25 años de edad, pero pueden ocurrir hacia los 35 años.

Un ataque de pánico es un episodio repentino de miedo intenso que provoca reacciones físicas graves cuando no existe ningún peligro real o causa aparente. A pesar de que en sí mismos no ponen en riesgo la vida, pueden afectar significativamente las actividades cotidianas.

La ansiedad es una parte de la existencia humana, todas las personas sienten un grado moderado de la misma, siendo ésta una respuesta adaptativa. En general, el término ansiedad alude a la combinación de distintas manifestaciones físicas y mentales que no son atribuibles a peligros reales, sino que se manifiestan ya sea en forma de crisis o bien como un estado persistente y difuso, pudiendo llegar al ataque de pánico”, describe a POPULAR el licenciado en Psicología, Rodrigo Ríos.

ADEMÁS:

Fibromialgia y Síndrome de Fatiga Crónica: cuando el dolor y el cansancio no ceden

Los ataques de pánico se caracterizan por un acceso brusco de miedo o malestar intenso y se encuentran directamente asociados a momentos de ansiedad muy grandes generados por una situación determinada. “En estas situaciones específicas la ansiedad ingresa en una escalada difícil de controlar y el ataque de pánico termina siendo el resultado final de ese caudal de ansiedad totalmente inasimilable”, enfatiza Ríos.

En ese sentido, “hay que entender que el ataque no es la causa del problema sino el resultado de un proceso que se produce previo al mismo”, aclara.

Y precisa: “Antes de llegar a un diagnóstico de un trastorno de pánico las personas con frecuencia han tenido visitas a salas de urgencias y médicos por síntomas relacionados con posibles ataques cardíacos u otros síntomas”.

ATAQUE.jpg

¿Cuáles son los síntomas?

“El pánico se manifiesta con frecuencia cuando existe una acumulación de ansiedad o de emociones negativas. La ansiedad puede generar que el corazón se acelere de manera estrepitosa llegando a una fuerte taquicardia”, describe Ríos.

Dicho síntoma suele estar acompañado de sudoración, temblores e intranquilidad. “El malestar causado por todo el complejo sintomático puede ser interpretando de manera negativa por la persona, lo que genera que la ansiedad aumente al unísono con la sintomatología asociada, ingresando de esa forma en una inercia de la que en ocasiones solo se puede salir sustrayéndose del lugar o situación que determinó su desencadenamiento”, a POPULAR la psicóloga Camila Pérez.

"Hay que entender que el ataque no es la causa del problema sino el resultado de un proceso que se produce previo al mismo", aclara el licenciado Ríos.

Entre los síntomas más comunes, se enumeran: palpitaciones, sudoración, miedo a morir o desmayarse, a perder el control o a volverse loco, dolor en el pecho, mareos, temblores, sensaciones de frío o calor, ahogos, náuseas, debilidad y sensación de irrealidad, entumecimiento de extremidades, sensación de hormigueo, sensación de atragantamiento.

Frente a estos, “es importante descartar cualquier causa orgánica que esté generando la sintomatología”, asegura Pérez. Y agrega: “para eso, es necesario cumplir con dos controles: un examen físico completo y un análisis de sangre para verificar la tiroides y otras enfermedades posibles, y análisis del corazón, como un electrocardiograma”.

En última instancia, “tendrá lugar una evaluación psicológica que nos ayude a explicitar temores o preocupaciones, situaciones estresantes, posibles problemas en las relaciones y situaciones que el paciente pueda estar evitando resolver”, detalla.

Si bien un ataque de pánico en sí mismo no pone en riesgo la vida, pueden afectar significativamente las actividades cotidianas de quienes lo padecen. “Puede representar una gran limitación tanto a nivel personal como académico y profesional, interfiriendo en la vida diaria y perjudicando el desempeño en general”, precisa Ríos.

La mayoría de las personas sufren solo uno o dos ataques de pánico en toda su vida, y el problema suele desaparecer cuando se resuelve una situación estresante. Sin embargo, si se padecen ataques de pánico recurrentes y se siente miedo de volver a sufrirlo, pueden sufrir una afección conocida como “trastorno de pánico”.

La persona con trastorno de pánico suele vivir con miedo de otro ataque y puede sentir la sensación de estar sola e incomprendida”, describe Pérez. Por este motivo, es que quienes lo sufren buscarán evitar determinadas situaciones en las que podrían ocurrir.

ANSIEDAD.jpg

¿Cómo se trata?

Entre las principales opciones terapéuticas se encuentran la psicoterapia y los medicamentos. “El profesional puede recomendarte un tratamiento o los dos, según tu preferencia, tu historia clínica, y la gravedad del trastorno. La idea es lograr reducir la intensidad y la frecuencia de los ataques de pánico y que dicha merma implique una mejora en las actividades cotidianas”.

Diversos estudios demuestran que la psicoterapia, conocida como terapia cognitivo-conductual, y la combinación con medicamentos, ayuda del 70 al 90% de las personas con trastornos de pánico. Incluso, se puede apreciar una significante mejoría a las 8 semanas de iniciarse el tratamiento.

Para los especialistas, la psicoterapia se considera un abordaje de primera opción para el tratamiento efectivo de los ataques de pánico. “El paciente, junto al profesional, irá tratando de develar el origen de esa ansiedad y temor para poder trabajarlo, abordarlo, aminorarlo, lograr evitar los ataques y que el paciente pueda recuperar cierta cuota de libertad”.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados