El equipo del Bajo Núñez superó 1 a 0 a Tristán Suárez con un golazo de Marcos Giménez. En tanto, el conjunto de Villa Lynch cayó 2 a 1 con Estudiantes de Caseros, pero como había ganado por dos goles en la ida, logró acceder a la final del Reducido de la B Metropolitana.

Defensores de Belgrano mostró oficio para volcar una llave muy pareja a su favor, le ganó 1 a 0 a Tristán Suárez y se metió en la final por el segundo ascenso a la B Nacional. El juego se armó con mucha intensidad pero, sobre todo, cargado de precauciones. Los noventa minutos de ida, cerradísimos y en cero, le habían dejado a ambos la pauta de que la clasificación se podía resolver a partir de pequeños detalles del juego.

Y con esa premisa los dos intentaron tomar el protagonismo con sus armas. La diferencia estuvo en que por el lado del local, el “Loro” Marcos Giménez se mostró fino desde los primeros movimientos y lo suyo siempre tuvo continuidad en la explosión de Ezequiel Aguirre.

En tanto, en el Lechero, Enzo Trinidad apareció errático y lento a la hora de tomar decisiones y por eso ni Luis López ni Luis Salmerón podían hacer pesar su oficio dentro del área rival.

Dentro de este contexto llegó el minuto veinticinco y la apertura del marcador. Marcos Giménez, el “10” de Defensores, dominó una pelota a quince metros del área, arrancó, combinó con Luciano Goux, quien ubicado en posición ofensiva le devolvió de primera, y, sin dudar, sacó un zurdazo bajo que se metió junto al palo izquierdo de Roberto Jara.

Tristán sintió el golpe y, frente a la adversidad, le impuso más fuerza al andar de sus volantes y trató de llevar el trámite lo más cerca posible del territorio de Albano Anconetani.

Sin embargo el llamado de atención para Defensores llegó por una desinteligencia propia entre su arquero y Luciano Goux que terminó con un rechazo hacia atrás de puño del “1” que se perdió rozando el travesaño.

La virtud que mostró Defensores en el segundo tiempo estuvo en su postura. Con mucha autoridad siempre buscó sostener el balón en campo rival y hasta contó con las mejores llegadas de esta segunda porción.

Un remate bajo del movedizo Aguirre exigió al máximo a Roberto Jara que desvió al corner y el propio arquero se anotó una doble tapada ante Vazzoler y Marcos Giménez y también se quedó con una mediavuelta de Aguirre.

Tristán Suárez se jugó sus últimas fichas a partir de los cambios que introdujo Daniel Bazán que sacó a un defensor y un volante y mandó a escena a dos delanteros.

Sin embargo el arco del Dragón no pasó sobresaltos y toda la alegría se instaló en el Bajo Núñez.

UAI URQUIZA ANTE UNA CHANCE HISTÓRICA

La UAI Urquiza se jugará la chance histórica de subir por primera vez a la B Nacional. Perdió 2 a 1 ante Estudiantes, pero jugará la instancia decisiva gracias al 3 a 1 que logró en su estadio. El Pincha, en tanto, sumó una nueva frustración.

La obligación de salir a buscar la diferencia que necesitaba para, al menos, forzar los penales provocó la desesperación de los dirigidos por Juan Carlos Kopriva, que equivocaron los caminos y nunca pudieron encontrarle la vuelta al muy buen planteo del visitante, que con orden mantuvo a su rival lejos del arco defendido por Ignacio Pietrobono.

Y jugando de esa manera, dejándolo venir y saliendo rápido de contra, fue como encontró el primer gol del partido. Un lateral largo de Sebastián Prieto encontró a Leonardo Landriel filtrándose entre una defensa confundida que no pudo evitar que el mediocampista quede en clara posición de gol y defina bajo ante la salida de Joaquín Pucheta para silenciar Caseros y empezar a bajarle la persiana la serie.

La ventaja a su favor le dio a los de Cristian Aldirico la tranquilidad que necesitaban para manejar las acciones del juego. Si el Pincha estaba apurado cuando necesitaba ganar por dos, mucho más lo estuvo cuando se encontró tres abajo.

Sin embargo, cuando quedaba poco para el cierre del primer tiempo, Martín Garay encontró de media distancia lo que el dueño de casa no pudo por arriba y le puso algo de suspenso a una serie que, en el complemento, iba a seguir entregando emociones.

Es que la visita tuvo entre sus manos la gran chance de liquidar todo cuando Caín Fara agredió de manera alevosa a Maximiliano Ferreira dentro del área y José Carreras, además de sancionar la pena máxima, expulsó al futbolista de Estudiantes. Sin embargo, Pucheta mantuvo a su equipo al contenerle el disparo desde los doce pasos a Enzo Díaz.

Pese a tener un hombre menos, el local fue al frente y con mucho amor propio se puso a tiro de estirar todo cuando, luego de una maniobra de Lionel Altamirano, Diego Figueroa estampó el 2-1, que igualmente no lo iba a alcanzar porque la UAI se cerró bien y se aferró a una derrota que, en definitiva, terminó significando clasificación.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 5346756 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados