El creador del auto futurista DMC, John DeLorean, fue acusado y absuelto de narcotráfico y fraude.Su empresa quebró pero su auto (del que solo se vendieron pocos modelos) se convirtió en una leyenda de la mano de Hollywood.

El empresario John DeLorean fue detenido el 19 de octubre de 1982 en un hotel de Los Angeles acusado de tráfico de cocaína. En el juicio en su contra, la defensa argumentó una emboscada y el 16 de agosto de 1984 fue absuelto.

Podría ser una crónica policial más, el hecho que su protagonista creara el auto DMC fuera incluido en la película "Volver al futuro", hicieron que fuera especial y quedara en la historia del cine, del crimen y de la industria automotriz.

El DeLorean, un auto futurista

John Zachary DeLorean nació el 6 de enero de 1925 en Detroit, estudió ingeniería industrial, tuvo un breve paso por Chrysler, donde fue tentado por Packard para sumarse a su staff. Cuando esta firma estaba cerca de su quiebre es llamado por General Motors donde elige trabajar para la división Pontiac. DeLorean se convierte, con 32 años, en el hombre más joven en dirigir una división de GM y es en esta empresa donde logra su primer hito con el diseño del GTO. Permaneció varios años en General Motors y curiosamente entre sus lanzamientos se encuentra un vehículo muy arraigado a la industria argentina, el Chevrolet Nova, conocido en el país como Chevy.

DeLorean no era uno más en la industria automovilística norteamericana. Salía de las filas conservadoras como un joven jerárquico con look propio, pelo teñido de negro, camisas desabrochadas y una firme convicción por tener su propia marca.

El 24 de octubre de 1975 fue fundada la DeLorean Motor Company (DMC) y su propietario tenía en mente un diseño muy innovador para la época. Las líneas del prototipo deportivo salían de lo conocido hasta el momento y la carrocería, diseñada en acero inoxidable pulido sin pintura, presentaba puertas de ala de gaviota. Tres años después de la fundación se montó la fábrica en Irlanda del Norte con una inversión del gobierno británico liderado por Margaret Thatcher y la promesa de miles de puestos de trabajo a un país en un país con conflictos civiles.

El inicio de la fabricación del DMC-12 estuvo enmarcado en diferentes complicaciones económicas que llevaron al vehículo a un costo de 25 mil dólares, monto que no se justificaba por su equipamiento (un motor V6 Douvrin y apenas escas variantes de interior). Sin embargo, los antecedentes de DeLorean prometían un buen auto y por eso se habían armado listas de comprados previo a su producción.

100 kilos de cocaína para salvar a la empresa

Para 1981, la firma esperaba vender 10 mil vehículos para tener un equilibrio económico pero apenas habían podido salir a la calle 6 mil unidades. Las finanzas complicaban a la empresa y DeLorean buscaba ayuda económica hasta llegar personalmente a intentar vender 100 kilos de cocaína por un valor estimado a 24 millones de dólares para salvar la firma. La detención del empresario y el juicio en su contra estuvo acompañado por la quiebra de DMC.

"Volver al futuro": cuando el DeLorean reemplazó a una heladera

Casi en paralelo, silenciosamente, los escritores Robert Zemeckis y Bob Gale daban forma al guión de la película Volver Al Futuro. Los primeros borradores contemplaban una heladera como máquina del tiempo que el Doc Brown iba a transportar en su camioneta. Finalmente se optó por un vehículo y fue Gale el que vio con buenos ojos al DMC mientras avanzaba el juicio en contra del propietario de la fábrica. El mismo John DeLorean agradeció al escritor y productor Bob Gale por inmortalizar su auto en el film.

El 3 de julio de 1985 se estrena la primera película de la saga y el DMC-12 conserva casi toda su estética salvo por el cambio del paragolpes delantero diseñado en acero y por la luneta que originalmente presentaba paneles y en la película fueron adaptados como torres de enfriamiento. El interior mantuvo su comodidad para dos personas pero con el condensador de flujo, elemento clave para el salto en el tiempo cuando se alcanzan los 140 kilómetros por hora. Para el final del primer film, que da lugar a la segunda parte (el 22 de noviembre de 1989 aparece en la pantalla grande Volver al Futuro Parte II) el DMC12 tiene su actualización futurista con un visionario reactor a base de biocombustible, con deshechos en este caso. La otra innovación está en las ruedas con una conversión flotante que permitía que en la punta del eje la rueda se ubicara horizontalmente para que el DMC12 vuele.

y2mate.com - Delorean (escena) Regreso al futuro_OCWYRkQNhOo_1080p.mp4

El 21 de septiembre de 1985, De Lorean volvió al banquillo acusado de defraudación y evasión impositiva por desviar millones de dólares recaudados para la empresa para sí mismo. Nuevamente el empresario fue absuelto.

El 5 de julio de 1990 se estrena la última película de la saga y el DMC-12 presenta neumáticos con llantas blancas además de una conversión de su motor que quedó sobre el capot al ubicarse el inicio del film en 1955 y no tener los componentes de 1985. El salto en el tiempo hacia el pasado, en 1885, y al no poder contar directamente con neumáticos ni combustible, el vehículo es adaptado con ruedas de tren para circular en las vías que lo devolverán a su presente. Así, en la última escena visible del DMC-12 se le pueden ver los diferentes detalles de las tres películas antes de que un tren lo destruyera por completo.

El exito de Volver al Futuro llevó a muchos fanáticos a comprarse un DMC-12 y varios consideran que si no hubiera quebrado DeLorean Motor Company en 1982, la fama de la película podía haberle salvado las finanzas a la empresa. Pero los saltos en el tiempo siempre avalaron la teoría de que la historia completa sería distinta...

El 19 de marzo de 2005, John DeLorean murió, a los 80 años, en un hospital de Nueva Jersey de un derrame cerebral. La lápida de su tumba tiene dibujado al DMC-12 con las puertas de ala de gaviota abiertas.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados