Marcelo Tinelli y Rodolfo D'Onofrio volvieron a reunirse para "hablar de fútbol", con Moyano como anfitrión. Luego, Blanco pasó la tarde en Viamonte junto a Tapia y Ferreiro -que pareció estar distanciado de la gestión- reapareció en escena

Mientras el clima político que se respira a nivel nacional parece haber viciado los temas cotidianos, la AFAcomienza a contagiarse de ese aspecto que parecía haber dejado tras el último pacto que condujo a Claudio "Chiqui" Tapia a la presidencia. Desde aquel entonces, River y San Lorenzo -los dos grandes que quedaron por fuera del comité ejecutivo- no hicieron grandes esfuerzos por no ser considerados “oposición”.

Del mismo modo así fueron vistos desde el entorno más celoso de Chiqui. El binomio Marcelo Tinelli-Rodolfo D'Onofrio constituyó una amenaza latente para la actual gestión. Los fundamentos no son descabellados: el del Ciclón nunca le cerró la puerta a su aspiración con el fútbol y en las pocas entrevistas que brinda deja claro que no descarta un nuevo intento para conducir el fútbol argentino; mientras que el titular de River suele fustigar con altura a Tapia y tiene juego propio en Conmebol.

Si ambos se juntan fuera de la AFA para hablar de fútbol, es porque no quieren estar dentro, en este contexto.

ADEMÁS:

Alfaro, con un ojo en la Liga de Quito y otro en el Superclásico

Atentos Boca y River: Conmebol confirmó las fechas de las semis

Meses atrás, Matías Lammens talló el espacio para reconciliar posiciones y surgió la posibilidad de ocupar un espacio formal en el comité. Las vacantes se producen continuamente y hasta los acuerdos políticos permiten que se abran oportunidades a partir de renuncias oportunas. La situación no prosperó, pero el camino de las negociaciones quedó señalado. D'Onofrio fue invitado a participar por peso propio, sin voz ni voto, pero el Millonario optó por mantenerse en el margen de la AFA que no conduce.

Pero después de la reunión del lunes en la que Tinelli y D'Onofrio charlaron simpáticamente de fútbol con -nada menos- que Hugo Moyano de anfitrión, hubo dos presencias que confirmaron que el clima político también se respira en Viamonte: el presidente de Racing, Víctor Blanco, estuvo reunido el martes con Tapia durante la tarde. “Falta todavía para que alguno diga que quiere ser presidente de la AFA”, le indicó a este diario el dirigente de la Academia.

Y no fue el único que llegó al edificio aunque no hubiera reunión de comité: Daniel Ferreiro, ex vocero de Tapia, regresó después de un distanciamiento que él mismo desmiente. “Soy amigo de Tapia y hay Tapia para cuatro años más”, sentenció al ser consultado también por POPULAR. Mientras tanto, en los pasillos algunos dirigentes tienen la guardia alta: “hay que andar con cuidado: los que ya fueron panqueques pueden volver a serlo, no hay que equivocarse esta vez”, sentenció otro dirigente que no cree que el “es con todxs” aplique para lo que se avecina en AFA.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados