La candidatura de Alberto Fernández desarticula en buena medida la campaña de temor a Venezuela, el giro al chavismo, la inducción al default o una batalla nuevamente contra las medio

Es un intento, en primer lugar, de seducir al denominado "Círculo rojo". Se desarticula en buena medida la campaña de temor a Venezuela, el giro al chavismo, la inducción al default o una batalla nuevamente contra las medios, porque Alberto Fernández no representa nada de eso.

Por supuesto, hay un mensaje al peronismo, planteando volver a la primera etapa de Néstor Kirchner, cuando menos del lado de Mauricio Macri, se buscaba congregar a todos los sectores políticos. Y así tratar de superar la grieta.

Si vamos a lo que se quiere comparar históricamente, con el famoso eslógan "Campora al gobierno, Perón al poder", Perón no podía ser presidente porque había una cláusula que se lo impedía.

Cristina legalmente puede ser y pudiendo cede su lugar a otro candidato. Como mensaje estratégico es una novedad.

Se confirma que la centralidad política la sigue teniendo Cristina y actúa por sorpresa. Con el libro ocurrió lo mismo hace pocos días.

Marca el pulso de la política argentina. Obliga al oficialismo a resetear su estrategia electoral. Recuerden a Ricardo Cornejo diciendo que no era seguro que Macri sea candidato a presidente.

Esto potencia las especulaciones, no las tapa. El oficialismo tenía una campaña contra Cristina, bien parada en la grieta, pero le cambiaron todos los planes.

Tienen que reconfigurar lo que habían pensado: el miedo a la Cámpora, a ir a Venezuela porque parece que Alberto no confirmaría estos temores.

Sin duda se va a plantear que Cristina sea el polo de poder, las voces más impulsivas del oficialismo ya reaccionaron en ese sentido.

Pero en la mesa chica del macrismo no piensan alrededor de eso, con eso sólo no neutralizás la jugada. No sé si va a tener éxito pero en este presente reconfigura todo, sorprende. Obliga a resetear. Estamos hablando hoy algo que pensábamos ayer.

Se busca un acercamiento a otros sectores del PJ. Tiene lógica que Cristina sea la vice porque Alberto requiere apoyo de ella y ya debe salir a buscar sus votos.

No veo una gran modificación en las encuestas, los núcleos duros seguirán, el tema del impacto en los indecisos va a tardar semanas en catalizar, obliga a modificar conductas en el resto de los jugadores. Es el caso de Sergio Massa, a quien le facilita su llegada por un acuerdo. El propio Alberto venía trabajando para que esté adentro. Y así con otros.

ADEMÁS:

Momento de agudizar el oído en la Casa Rosada

CFK no solo acumula votos: confirma que quiere ganar

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados