Informe sobre desesperadas comunicaciones pidiendo ayuda a la Línea 144 de atención para situaciones de violencia machista y de otras líneas disponibles de escucha y acompañamiento en el país.

Los femicidios que no se detienen y las situaciones de violencia extrema que padecen mujeres son parte de un problema que el próximo viernes volverá a trasladarse a las calles en una nueva marcha del movimiento "Ni una menos". Así, surge el dato de 25 llamadas por hora al teléfono de asistencia a víctimas 144, que revelan un panorama alarmante, y al mismo tiempo ponen en superficie el presente con mujeres que logran quebrar el miedo y pedir ayuda.

Así surge de una nueva Encuesta Mensual de Inseguridad (E.M.I.), desarrollada por la ONG Defendamos Buenos Aires con la asistencia del Estudio Miglino y Abogados, done quedó acreditado que hay un promedio de 25 situaciones graves cada hora que son atendidas por operadoras de la Línea 144 de asistencia contra la violencia de género o derivadas desde otros sistemas de recepción de situaciones derivadas de ataques de varones violentos.

Los femicidios, el problema mayor de las violencias por razones de género. "El femicidio es la violencia más extrema que puede cometerse contra una mujer y por ese motivo, es la final de una concatenación de hechos y actos violentos por parte del hombre, que puede ser una pareja, ex pareja, vecino o un delincuente común. En el 30 por ciento había una denuncia previa de violencia, lo que nos indica que hay una grave falencia en el ámbito judicial y policial, a la hora de resolver este tipo de problemas. Nunca resulta fácil para la víctima de violencia, acercarse a denunciar y cuando han tenido el valor de hacerlo, es poco lo que reciben. Un botón antipánico, que es en realidad un viejo teléfono celular, tal vez una medida cautelar de prohibición de acercamiento que en la mayoría de los casos no se respeta, e incluso una tobillera electrónica para los presuntos agresores, que no llevan un monitoreo continuo por parte de la Policía. Por ese motivo, las chicas de 18 años pero también las señoras de más de 60, siguen siendo asesinadas", dijo Javier Miglino, abogado Especialista en Seguridad y Director de Defendamos Buenos Aires.

ADEMÁS: Argentina tiene más de 1.500 violadores prófugos

¿Qué hacen las empresas ante denuncias de violencia de género hacia sus empleados? "El empleador no puede inmiscuirse en la vida privada de sus empleados, pero esta regla encuentra un límite en las conductas que pueden afectar la prestación de tareas o la reputación de la empresa o institución. Para esto, los empleadores crean reglamentos internos de conducta y códigos de ética que todos los trabajadores firman al ingresar y se comprometen a respetar. Los protocolos de violencia de género son específicos. El caso obvio es el del docente de una escuela imputado por un tercero por abuso sexual. En este caso el empleador no puede hacer nada hasta que no haya condena firme. Pero incluso una empresa de cualquier otro rubro puede accionar contra sus empleados por hechos ocurridos fuera del ámbito laboral en el marco del compromiso de responsabilidad social empresaria. Lamentablemente las sanciones laborales, que incluyen al despido, no siempre llegan a tiempo para evitar que la violencia escale hasta el femicidio", dijo Miglino.

Otros casos emblemáticos. El caso de Nancy Videla. "Hace unos meses la sociedad argentina asistió azorada al femicidio de Nancy Videla. La chica fue asesinada en el barrio de Ingeniero Budge, en Lomas de Zamora, por Damián Lezcano Mendoza, un hombre oriundo de Paraguay, dueño de la finca donde fue enterrado el cadáver. El cuerpo de la mujer fue encontrado desnudo, dentro de una bolsa y bajo un piso recientemente reparado", dijo Miglino.

Siempre llamar al 144. "Al momento de escuchar gritos de mujeres en la zona, siempre es menester llamar al 144, al 911 o líneas locales de asistencia. Los violentos se sienten por encima de la razón, de la verdad y del respeto", concluyó Miglino.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados