El cantante, Paulo Londra, resolvió el juicio con la productora, pero ahora debe enfrentar la crisis y las declaraciones de su expareja, Rocío Moreno.

Paulo Londra, el joven cantante argentino se prepara para volver a la música luego de su denuncia contra una productora por estafa. En 2019, acusó al productor colombiano Ovy On The Drums y su productora, Big Ligas, tras la firma de un contrato que, sin conocimiento del cordobés, entregaba a dicha entidad todos sus derechos musicales hasta 2025.

Las últimas noticias sobre Paulo Londra estuvieron siempre relacionadas a su condición laboral. Artistas de todo el mundo se sumaron a la movida #freepaulo para ayudar al cantante a conseguir su liberación. Logrado eso, hoy Paulo, se enfrenta a fuertes declaraciones por parte de su ex, Rocío Moreno, quien lo acusa de inmaduro.

Paulo y Rocío se conocieron en el 2015 a los 17 años en Córdoba Capital. Él ya participaba de batallas musicales en la plaza y ella aún le faltaban dos años para terminar la secundaria. Al terminarla, Rocío, quería estudiar veterinaria. Comenzó la carrera pero tuvo que dejarla para acompañar a su pareja en su camino por la música.

“Nos conocimos en el 2015 y dos años después él empieza a hacerse famoso, a hacer viajes y presencias, shows. En el 2018 yo me voy a estudiar a una ciudad por acá cerca, pero me tuve que instalar allá, así que nos veíamos poco, porque yo cursaba en la semana y él los fines de semana hacía shows, pero venía bien la relación”, contó Moreno.

A los tres años, en 2019, deciden mudarse juntos a una casa que compró Londra con el proyecto de formar una familia. Es así, que en el 2020 nació Isabela, su primera hija. Y a pesar de que no todo iba bien, decidieron apostar a la familia y seguir adelante.

JTMQ2RD2BRD27FZSXYZ4GVVFRI.jpeg
Paulo Londra, Rocío Moreno y su hija Isabela

Paulo Londra, Rocío Moreno y su hija Isabela

"Ella nació en julio de 2020, en plena pandemia. Tuvimos una crisis muy grande, pero él se mostró arrepentido y me pidió disculpas, hizo muchas promesas, apostamos a la familia y proyectos, creí sus promesas y decidí apostar", detalló.

Poco a poco las cosas empezaron a complicarse aún más. Rocío denunció que Paulo nunca estaba en su casa, se ausentaba por largas horas o a veces, directamente no volvía. Ella ya se encontraba en el transcurso de su segundo embarazo y confesó que estuvo sola durante todo ese tiempo.

“Tuve miedo por el embarazo, porque una vez me dejaron internada porque no me bajaba la presión, y tenía contracciones recurrentes, sola en la casa sin tener a alguien cerca para ayudarme a bajar la escalera. Ahora mi familia me ayuda con Isabela, pero antes lo pasaba sola porque me daba vergüenza o no quería que me dijeran ‘qué haces ahí'”, dijo sobre cómo de a poco el papá de sus hijas se fue alejando de ellas luego de que él retomara “andanzas y un ritmo de vida no compatible con la rutina familiar”.

Y añadió: "Recuerdo una madrugada, yo descompuesta le pedí que volviera para ayudarme (estaba con su hija de un año) y dijo que llamaba para fastidiarlo, terminé jugando con Isabela descompuesta y apareció a la mañana. Yo no soy de esas personas como me dijeron de su familia que ‘mientras tenga la plata y el pan’ no me tengo que preocupar, no quiero eso para mis hijas”.

¿El motivo? Según ella tenía que ver con las influencias, el entorno y su "no madurez". "Él no tiene madurez para saber dónde está y lo que debe hacer, nadie le dice ‘no salgas con amigos’, al contrario, ni ‘no estés con tu familia’. A mí me gustaba salir, pero tengo una bebé y hay cosas que uno no debe hacer porque hay responsabilidades nuevas, no dejo de ver a mis amigas, pero en otros horarios”, apuntó.

BNWNDPBUKZAX3FBUF7QXDA4X5A.jpeg
Historias del instagram de Rocío Moreno, la ex de Paulo Londra

Historias del instagram de Rocío Moreno, la ex de Paulo Londra

Lamentablemente no se trataría de una crisis como ella creía. Todo se terminó cuando se enteró que él viajó a Estados Unidos sin decirle nada y que encima no le contestaba los mensajes. Así y todo ella lo esperó con carteles de bienvenida y globos, pensando que las cosas iban a cambiar, pero no.

“Yo no quiero estar mal, no debo permitírmelo porque tengo una bebé y otra en camino y no puedo transmitir angustia a la bebé que tengo en la panza”. Sin embargo, todo siguió igual y “después de eso volvió a sus salidas y empezó a dormir en lo de los padres”.

“No elijo vivir así, ni para mí, ni para mis hijas. Hoy tengo unas sensaciones de enojo y angustia... soy una explosión de sentimientos. Ya no sé si me interesa tener esa charla, seguramente la tendremos, hoy digo ¿para qué? Pero la vamos a tener que tener por el bien de las nenas, nos une una relación de por vida, pero ya no hay nosotros”, cerró seis años y medio después de relación.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2021-110619619 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados