"Esto es un caos en todo sentido", aseguró Marcelo Achile, el presidente de Defensores de Belgrano. Los protagonistas igual avalan el parate. "La vida es lo más importante", dijo el DT de Berazategui.

El ascenso también se quedó en casa y con la incertidumbre lógica sobre qué pasará con la actividad y cómo harán los clubes para pagar los sueldos de los futbolistas. Luego de la decisión de la AFA, desde la Primera Nacional hasta la Primera D suspendieron sus respectivas programaciones en competencias que estaban por alcanzar su etapa decisiva, con ascensos, ingresos a Reducidos y descensos de por medio. Pero a pesar de esto, la petición de las divisionales coincidió en que la pelota debía dejar de rodar frente a la pandemia del coronavirus.

“Esto es un caos de todo punto de vista y se replica en todos los clubes”, sostuvo a POPULAR Marcelo Achile, el presidente de Defensores de Belgrano que en los últimos días asumió como uno de los seis vicepresidentes que tendrá la Superliga, que luego de este formato tomará forma como la Liga Profesional de Fútbol, conducida por Marcelo Tinelli.

Además, Achile optó por entrar en detalles: “Para Defensores, el ingreso de la televisión alcanza un 65 por ciento del total, el resto lo cubre de cuota social, pero hay gente que ya no está pagando, junto a concesiones, que algunas ya cerraron”. De este modo, la tranquilidad para el mandamás del Dragón está en que le AFA garantizó el pago de televisación de marzo, a la espera de un guiño con abril. “Todo eso puede derivar en un reordenamiento económico, en una situación extremadamente compleja que nos pasa a todos los clubes del ascenso, por ejemplo, nosotros estamos transitando esto con el club cerrado y guardias mínimas”, concluyó.

En la Primera Nacional, el partido que le puso fin a la fecha 21 fue el triunfo de Almagro por 2 a 1 sobre Chacarita en San Martín, un duelo inmerso en cuestiones administrativas, que hacían prever la suspensión, que finalmente no llegó y obligó a los protagonistas a pararse dentro del campo de juego. “Coincidíamos en que no teníamos que jugar, pero como se habían jugado todos los partidos y estaba programado, no nos quedó otra que hacerlo”, remarcó Roman Martinangeli, futbolista del Tricolor de José Ingenieros en diálogo con este medio. “El parate es fuerte, es una situación que no pasó nunca y esto de tener que quedarnos en casa, es un arreglarte como puedas para los entrenamientos”, aseveró Martinangeli, que por su parte elogió al cuerpo técnico: “La verdad que el profe nos mandó rutinas, videos y planes de nutrición, así que gracias a esto, nosotros sí tenemos una solución para poder entrenar desde casa estos días. Ahora tenemos que demostarle que somos más profesionales que nunca”. Y sobre la cuestión económica, remarcó: “Todavía no nos aclararon nado, somos conscientes que sin los ingresos para los clubes se va a complicar un poco, pero confiamos en que las cosas van a funcionar bien para que cada uno cobre su sueldo.”

Desde otra perspectiva el técnico de Berazategui, Marcelo Barrera, afirmó tajante a POPULAR que “la vida es lo más importante, mientras que después viene todo lo demás”. Por su parte, luego de que se confirmen cómo seguirán las cuestiones ligadas a la Primera C, Barrera tendrá que afrontar un rápido acondicionamiento, en un torneo parejo, que se define por detalles y una racha de buenos partidos te catapulta en la pelea.

“La única manera posible es que trabajen desde sus casas. Están controlados vía WhatsApp diariamente con los profes y dentro de las posibilidades que tenemos, se trabaja confiado por el grupo de profesionales que tenemos”, cerró el DT, que licenció a su plantel hasta el 1 de Abril, a la espera de las definiciones de la mesa de la divisional.

Los de Primera D están golpeados por dos lados

En la Primera D son complicaciones mucho mayores, con futbolistas amateurs que sólo perciben un viático y la mayoría debe completar su ingreso con otro trabajo. Como es el caso de Leandro Romero, arquero de Claypole que el martes pasado vio suspendido el partido ante Deportivo Paraguayo “cuando los jugadores estaban entrando en calor”, como expresó el propio Romero. Si bien la situación es compleja, a veces la falta de mano o inexperiencia queda a la muestra ante diferentes escenarios. Uno de ellos fue lo acontecido en el Rodolfo Capocasa.

“Desde que estábamos almorzando pasamos por muchos dichos y llamados, primero nos dijeron que se suspendía y por ejemplo algunos chicos de Paraguayo se habían dio y casi llegaron a sus casas, cuando después nos dijeron que se jugaba, pero estábamos cambiados en la cancha a punto de hacerla entrada en calor y se suspendió”, relató eñ arquero acerca del hecho sucedido, en tanto que agregó: “Primero está la salud de todos, no nos molestó porque estamos frente a un problema mundial, pero lo que nos pasó a nosotros fue la forma”. Por otro lado, el arquero habló sobre el panorama de la categoría: “A varios jugadores de la categoría les pasa que trabajan por jornadas y la situación se pone difícil. Yo trabajaba en unas escuelitas de fútbol infantil pero cerraron”.

ADEMÁS:

Paulo Dybala y Oriana Sabatini anunciaron que están infectados

"Estamos siendo inflexibles con quienes incumplen la cuarentena"

Coronavirus en Argentina: hay 67 nuevos casos y ya son 225 los infectados

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados