Tras las polémicas en Brasil-Argentina por la Copa América, el 10 mantuvo un silencio que dijo mucho más que varias palabras. Aseguro que cuando se retire, dirá lo que tiene que decir

El partido por la Copa América entre Brasil y Argentina volvió a poner el ojo sobre la Conmebol, que en la última Copa Libertadores (y también en algunas ediciones pasadas), había sido fuertemente criticada por varios clubes, entre ellos muchos brasileños y también por Boca Juniors. No fue un dato menor que la última final del torneo más importante del continente se disputase en el Santiago Bernabéu de España. Aquel recibimiento a piedrazos que sufrió el micro boquense en cancha de River, y la medida que tomó el máximo organismo sudamericano, todavía se recuerda en el club, tanto es así que el reclamo en el TAS sigue vigente. En una entrevista concedida a TyC Sports, le consultaron a Carlos Tevez sobre el rol del ente que preside Alejandro Domínguez, y si bien no quiso hablar, quedó claro lo que piensa.

El primer partido oficial de Boca en esta parte de la temporada será por octavos de final de la Libertadores, ante Athlético Paranaense, y Carlitos no quiere que su opinión personal pueda jugarle en contra a la institución.

“Ya no sabemos qué se puede hablar y qué no. Viste como es. Otra vez hablar de la Conmebol... Ustedes saben que yo con ellos no vengo muy bien, y si uno habla mal de ellos, te sancionan. Cuando no tenga más la camiseta de Boca, y no sea más futbolista, ahí sí podré hablar, pero hoy hablar de la Conmebol, me puede perjudicar a mí y a Boca. Lo que sí está claro es que los dos son penales. El de Agüero y el de Otamendi. Los dos”, expresó.

Tratando de salir de ese polémico tema, decidió tirarle flores a Gustavo Alfaro, y resaltó que lo que le falta es el teléfono de Carlos Bianchi, que decían que tenía línea directa con Dios. “Hoy lo único que le falta es el teléfono de Bianchi, que en las finales tenía esa pelota que entraba, que decías ‘no entra’ y entraba y eso te cambiaba el partido. Es una persona con la que nos podemos sentar a hablar y él es muy abierto, tratamos de ponernos de acuerdo y hacer lo mejor para Boca, con mucho respeto y siempre poniendo el escudo ante todo”, opinó.

Por último, se refirió a lo que pasa con Lionel Messi, que sigue intentando levantar una copa con la selección argentina, en vez de quedarse en la casa e hizo una comparación con él mismo. “A mi me pasa lo mismo en Boca. Siento admiración por Messi. Nosotros podríamos quedarnos en casa, mirando desde afuera y sin preocuparnos por nada pero estamos acá metiéndole el pecho. El quiere ganar una copa con la Selección y yo quiero ganar otra Libertadores. Hay que seguir insistiendo y dejarlo todo hasta decir”, concluyó.

ADEMÁS:

La Selección Argentina se entrenó pensando en el tercer puesto ante Chile

Lionel Scaloni y una reflexión picante: "Jugamos contra ocho tipos de negro"

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados