Sucedió en el Hospital Gandulfo de Lomas de Zamora. Uno falleció por Covid-19 y el otro no. Los familiares reclamaron justicia en la puerta del nosocomio.

El Hospital Gandulfo de Lomas de Zamora entregó a las familias equivocadas los cuerpos de dos hombres fallecidos la semana pasada. El martes, la familia de Romualdo Pérez fue notificada de su muerte, pero no se les permitió reconocer el cadáver por el protocolo de Covid-19 y el fallecido fue enterrado sin que pudieran verlo. El jueves, el Hospital informó la muerte de Francisco Sánchez a su familia que, al no tratarse de un fallecimiento por Covid, sí pudo reconocer el cuerpo y se descubrió que no era él sino Pérez.

Todo comenzó cuando Romualdo Pérez ingresó al Hospital Gandulfo por necesidad de oxígeno: “Mi papá ingresó el día 5 de mayo al Hospital Gandulfo por requerimiento de oxígeno, tenía una neumonía. Él nos informó hasta el día 7 de mayo por WhatsApp que estaba mejorando. El día 8 perdimos contacto con él”, expresó Camila, hija de Romualdo.

Según lo que informaron las autoridades sanitarias a la familia de Romualdo Pérez, su situación empeoró y el día 9 de mayo debieron entubarlo: “El día 11 de mayo recibimos la noticia de que había fallecido, y al día siguiente nos acercamos a retirar el cuerpo”, informó la hija del fallecido.

En el hospital, los familiares de Romualdo pidieron reconocer el cuerpo y las autoridades sanitarias se lo negaron por “protocolo”. El día miércoles 12 de mayo, los hijos de Romualdo Pérez creían estar velando y enterrando a su padre, pero al día siguiente se contactaron con un familiar informando que hubo un error. El error fue que la persona enterrada no era su padre.

ADEMÁS:

Mar del Plata: Matan a un policía durante operativo en fiesta clandestina

Velamos, despedimos y enterramos a otra persona”, contó Camila en declaraciones radiales.

Por su parte Sebastián, hijo de Francisco Chávez, sostuvo que "lo que sucedió en el Hospital Gandulfo es un horror"

"Nosotros recibíamos el parte medico de Romualdo Pérez cuando mi papá ya había sido velado y enterrado por la otra familia. El papá de Camila Pérez seguía vivo”, aseguró.

El familiar expresó que su padre no tuvo coronavirus, por lo que, además de entregarlo a otra familia, desde el hospital tampoco debieron haber aplicado ese protocolo sanitario a cajón cerrado.

“El jueves nos informaron que mi papá había fallecido. A las 2 AM nos acercamos al hospital. Entramos a la sala y pedimos reconocer el cuerpo, y nos dijeron que teníamos dos minutos. En la sala había cuatro camas, y en ninguna estaba mi papá”, expresó Sebastián quien además agregó que el tratamiento que debió haber recibido su papá se lo dieron a Romualdo Pérez.

Las dos familias reclaman por una respuesta desde el hospital y también desde la justicia porque “No sabemos qué tratamiento le dieron”.

Fuente: NA.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados