Los padres de Adrián Novillo, un joven de 16 años que fue asesinado a golpes por un grupo de al menos ocho personas a la salida de un boliche de Quilmes, aseguraron que la banda que atacó a su hijo es la misma que asaltó a Jorge Ríos

Los padres de Adrián Novillo, un joven de 16 años que fue asesinado a golpes por un grupo de al menos ocho personas a la la salida de un boliche del partido bonaerense de Quilmes, aseguraron que la banda que atacó a su hijo es la misma que asaltó al jubilado Jorge Ríos.

"Son todos de la misma banda, el asesinado (Franco) Moreyra es familiar de uno de los que participó del asesinato de mi hijo y uno de los prófugos, Nicolás Claudio Dahmer, y el hermano, que no participó del caso del jubilado, estuvieron en el de mi hijo. Les dicen ´Los peques', miden 1,50 y son fáciles de reconocer", dijo Marcelo Novillo, padre de Adrián, a Radio Colonia.

El hombre aseguró que Dahmer "es quien estuvo preso y salió por orden de un juez" en abril último a raíz de un habeas corpus colectivo presentado en el marco de la pandemia de coronavirus y que, además, integró el grupo que atacó a su hijo el 14 de junio de 2014 en la puerta del boliche "Space" de Quilmes.

Novillo padre dijo que uno de los líderes del grupo y único condenado por el crimen de su hijo es Alejandro Amaro, "jefe de la banda y segunda línea de la barra de Quilmes, ya que la primera línea la tiene otra banda, que es de la villa Los Álamos".

Por su parte, la mamá del joven asesinado, Karina, posteó en las últimas horas en el muro de "Justicia por Adrián" de la red social Facebook, una nota en la que recuerda lo sucedido con su hijo y acompaña con una foro de Dahmer junto al condenado Amaro.

Embed

Al igual que la madre de su hijo, Marcelo Novillo, consideró sobre el jubilado Ríos que se trata de "una persona grande, totalmente temerosa, torturada, cansada de los golpes, que en ningún momento quiso matar", por lo que exigió "su liberación".

Adrián Novillo murió el 27 de junio de 2014, días después de ser atacado a la salida del boliche situado en avenida Calchaquí al 3100, de Quilmes, por una banda de al menos ocho personas que lo golpeó, pateó y le robó sus pertenencias.

Sus padres denunciaron desde el inicio que lo atacantes pertenecían a la barrabrava de Quilmes e, incluso, el hombre amenazó años atrás con arrojarse desde la cúpula del edificio de la antigua confitería El Molino, situado en la intersección de las avenidas Rivadavia y Callao, mientras pedía justicia.

Por el crimen del adolescente fue condenado a 12 años de cárcel -ocho por homicidio y cuatro por robo- Fernando "Pichichu" Amaro.

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados