El ministro de Seguridad de la Nación Aníbal Fernández dijo que "es de caballero pedir disculpas" y que al ver la tapa de los diarios se puso a disposición de Juan Manzur.

El ministro de Seguridad de la Nación Aníbal Fernández salió a aclarar su postura respecto del polémico cruce que tuvo en Twitter con el humorista gráfico Nik, el cual fue condenado por la Asociación de Entidades Periodísticas Argentinas (ADEPA) y que preocupó a la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA). El funcionario negó que su mensaje conllevara una amenaza y dijo que "es de caballero pedir disculpas".

"Hace tiempo que nosotros cada tanto tenemos una 'atendida' con Nik de cosas que él aprecia siempre con agravios, y que yo siento que está equivocado y se las explico o trato de debatirlas como corresponde, y en este caso pasó más o menos lo mismo con el tema de la subvenciones; yo hago una acotación de un tema determinado y que al final terminó con una frase que dice '¿Querés que te haga un dibujito?' porque él había ofrecido a todas las escuelas hacerles un dibujito a cada uno de las que le pidieran", expresó Fernández en el arranque de su diálogo con radio 10 y añadió: "Ahí se agotaba, no le hagan decir a un tweet lo que no dijo".

"Yo además tengo un enorme respeto por la escuela (la ORT) porque es un establecimiento de excelencia y además tengo muchísimos exalumnos amigos, muchísimos alumnos amigos y muchísimos profesores amigos trabajando allí, tengo el mejor de los respetos; no buscaba lesionar ni agraviar, nunca hago esas cosas y mucho menos a un hijo. Pero si él sintió que había o que hay una cosa que roza o que pueda amenazar o una cosa por el estilo, que no lo hace, pero si lo sintió de esa manera, es de caballeros pedir disculpas", sostuvo.

"Yo no creo que sea un signo de debilidad la disculpa, al contrario. 'Che, mirá que si vos agarraste para ese lado, mirá que yo no pienso eso'. Lo han hecho con mis hijos, pero yo no, para mí las casas, los hijos, las esposas que nada tienen que ver con estas cosas son templos, son templos, ¡son templos!", remarcó.

ADEMÁS: Adepa condenó expresiones de Aníbal Fernández sobre Nik

Ante la consulta sobre si había tenido la posibilidad de aclararlo personalmente con Nik, el ministro aclaró que "lo hice llamar por un amigo en común, le pregunté 'Decile si me atiende' porque yo estaba en Tucumán con el presidente (Alberto Fernández); mi amigo hablé con él, y le dijo que tenía una actividad que después de esa actividad podíamos hablar y entonces yo no lo quise dejar pasar y le mandé un Whatsapp explicando esto: 'Si vos sentiste eso, yo me disculpo', porque a mí no se me caen los anillos por disculparme".

Ante la repercusión en redes que tuvo esto, Aníbal Fernández aclaró que tras haberse disculpado, en la noche del lunes decidió escribir "un tweet específico que explicaba esta cosa" y aeguró que "yo no borro mis tweets con lo cual su ese tweet que tiene como 5.000 likes molesta o cosa por el estilo, se terminó pero no lo borro porque parece que tiro la piedra y escondo la mano".

"En el caso de él (en referencia a Nik) sí muchas veces dice una cosa y después las borra", se diferenció y reconoció que "lo que nosotros hemos hecho es siempre que vemos algo que no nos gusta, capturamos la pantalla y la guardamos porque después las borra y nos quedamos pedaleando en el aire, pero para mí es un tema terminado".

Embed

Sobre el criterio que tiene a la hora de expresarse en sus redes sociales, en su rol de ministro, admitió que se replantea contestar los tweets: "Claro que hay replanteárselo, esto puede ser un mal síntoma para hacerlo... las voces tienen un ruido de una manera y de otra", y recordó un episodio de 2001 y el cambio de peso que tuvo una declaración suya a pocas horas de haber asumido como ministro.

"Yo sé cuándo redacto y cómo redacto, y no lo utilizo para agraviar", indicó y negó que este episodio haya tenido alguna repercusión en el seno del Gabinete nacional.

"Soy un caballero, cuando vi la tapa de los diarios me puse a disposición de Juan Manzur, no voy llevarme puesto al gobierno por una culpa que no tiene y que yo tampoco tengo" y "me dijo que me quedara tranquilo, nada más que eso".

"En estas cosas hay que ser honesto y decir las cosas como son. Yo no tengo medias tintas para decir las cosas, precisamente lo que más me critican es que digo las cosas con mucha dureza, ¿de golpe y porrazo me voy a poner en fino y hacer un tiro a tres bandas como en el billar para que se entienda? No le busquen a esto una cosa que no lo tiene", preguntó

Y dio por cerrado el tema: "Dios bendiga a los hijos de este muchacho y de su familia, soy muy prudente, muy cuidadoso y amo a mis hijos con toda mi alma y entonces entiendo lo que le pasa a los otros. Si hay una duda, hay que pedir las disculpas para que eso se mitigue, se elimine rápidamente del imaginario".

Aparecen en esta nota:

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2021-110619619 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados