Como salidas transitorias, domiciliarias o porque se considera que cumplieron con la pena, la Justicia toma medidas que favorecen a femicidas.

El 28 de febrero de 2015, Ariel "El Cordero" Díaz degolló a su pareja Natalia Riveros utilizando un cuchillo de carnicero. Todo ocurrió delante de una hija de la víctima, de 3 años. El autor fugó y meses después resultó capturado, para ser condenado a prisión perpetua en 2018. Ahora, la Justicia analiza brindarle un beneficio excarcelatorio. El caso no es único, ya que hay un promedio de tres liberaciones de femicidas cada semana en todo el país, en el marco de polémicas medidas dictadas por el Poder Judicial, en el centro de las críticas por la falta de perspectiva de género.

Así lo manifestó el abogado Julio Torrada, integrante de la organización no gubernamental "Vivas nos queremos", precisando que "las excarcelaciones, bajo distintas figuras, como salidas transitorias, domiciliarias o directamente porque se considera que cumplieron pena, son una nueva afrenta del Poder Judicial a la lucha que venimos llevando a cabo quienes defendemos todos los días los derechos de las mujeres, en un país con una tasa altísima de femicidios".

El caso descripto en el inicio tuvo como víctima a Natalia Riveros, que tenía 37 años y era madre de cuatro hijas al momento de resultar asesinada por el sujeto. "Una hijita, de 3 años, estuvo presente en el femicidio. Fue testigo de cómo degollaron a su mamá. El femicida se dio a la fuga, tuvimos que buscarlo intensamente hasta que fue capturado. En junio de 2018, el Tribunal 2 de Dolores lo condenó a perpetua. Pero el viernes 11 la familia de Natalia, a través de su madre de Rosa Muñoz, recibe un pedido de la Justicia para que se manifieste en torno a la solicitud de Diaz de pedir arresto domiciliario en la ciudad de Madariaga. Le preguntan a la familia si está de acuerdo. Apenas tres años después, ya analizan si le brindan un beneficio a una persona que degolló a una mujer delante de la hija y se escapó", contó Torrada.

No es todo. "Lo cierto es que Díaz tiene la condena, pero además 27 denuncias por hechos de violencia machista ejercido contra otras ex parejas. No respetó perimetrales, ni botones antipánico. Para mayor indignación, pide vivir en una vivienda ubicada a cuatro cuadra del lugar donde habitan las hijas de la víctima de femicidio. Obviamente, todo el grupo familiar está aterrorizado", dijo Torrada.

"El una vergüenza el comportamiento de la Justicia con los femicidas", señaló el letrado de "Vivas nos queremos".

Embed

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: En trámite - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

 

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados