Alcanzó con algunos intendentes peronistas del conurbano que ahora pasaran a ser interlocutores opositores privilegiados, conjuntamente con las huestes del massismo.

Las sesiones preparatorias realizadas en la Legislatura de la provincia de Buenos Aries de cara al 145 período legislativo dejaron formalmente instituido el acuerdo que el gobierno de María Eugenia Vidal alcanzó con algunos intendentes peronistas del conurbano que ahora pasaran a ser interlocutores opositores privilegiados, conjuntamente con las huestes del massismo.

Los diputados de la provincia de Buenos Aries eligieron por un nuevo período al legislador de Bolívar, Manuel Mosca, como presidente de la Cámara baja y en el Senado el radicalismo seguirá teniendo la Vicepresidencia I a través del senador sureño Horacio López. Así, Cambiemos, se quedó con los dos cargos más importantes que se ponían en juego. Pero esa no fue la novedad.

La noticia de la jornada, por demás protocolar, fue que el gobierno de Vidal consolidó institucionalmente un nuevo colectivo político con raíces peronistas, al margen de los sectores indudablemente identificados con la senadora nacional Cristina Fernández de Kirchner, por un lado; y por el otro, con Sergio Massa.

LEA MÁS:

En ese sentido, lo que antes del 2015 en la Cámara de Diputados estaba contenido por el FpV, ahora se dividió en cuatro partes: dos grandes y dos chicas. En el Senado la división sólo se limitó a dos grupos.

Por lo tanto, no son pocos los que consideran que en el horizonte bonaerense quedaron instituidos tres peronismos. Uno identificado con CFK. Otro con los intendentes del conurbano que intentan conducir el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde y de Merlo, Gustavo Menéndez en un principio, aunque no hay que olvidar que aquí también estarían aportando otros intendentes como el de Malvinas Argentina, Leonardo Nardini o el de Almirante Brown Mariano Cascallares. Y el tercero serían los restos del massismo.

Hay puentes de plata a dos de estos tres espacios peronistas, no así al sector más próximo a CFK. Se pondrá a prueba pronto, la próxima semana están previstas sesiones especiales en la legislatura. Pero ya se ven los indicios de un cambio.

Hasta aquí el gobierno de Vidal a través de su interlocutor político estrella, el jefe de Gabinete de Ministros, Federico Salvai, tenía trato privilegiado con la tropa legislativa massista, de hecho llegaron a confiarle la propia presidencia de la Cámara de Diputados al massista Jorge Sarghini. Ahora con un bloque de siete diputados bajo la batuta del histórico intendente de Florencio Varela, Julio Pereyra, los intendentes peronistas lograron acceder a la estratégica vicepresidencia del Cuerpo, desplazando a la vicepresidencia II a los massistas que posee casi el doble de miembros, 13. Con 22 o tal vez 23 diputados, los integrantes de la bancada de Unidad Ciudad, que comanda la diputada Florencia Saintout, pudieron colocar al ‘Cuto’ Moreno en el Vicepresidencia I.

Así algunos observadores entienden que el gobierno de Vidal cambió de aliado táctico en la oposición. Reemplazó a Massa por Insaurralde se animan a decir. Pero aquí empiezan a aparecer algunos interrogantes que son planteados por algunos molestos dirigentes del PRO que no ven con buenos ojos lo que se está construyendo enfrente. Temen que finalmente el massismo y lo que se ha denominado PJ Unidad y Renovación terminen juntos más temprano que tarde.

En San Isidro, su intendente Gustavo Posse, movió el tablero, o mejor dicho parece haberlo pateado. Por un lado, el Municipio acusó de “estafa moral” a al dirigente sanisidrense de Cambiemos, y al mismo tiempo se conoció la noticia que Carlos Castellano no presidirá más el Concejo Deliberante, y en su lugar irá Andrés Rolón, cabeza de la lista de concejales en las pasadas elecciones. Son dos rupturas al mismo tiempo que traerán cola y cambian sustancialmente la realidad política de la comarca.

Castellano preside el cuerpo deliberativo local desde el año 2014, y es parte de la gestión desde las épocas de Melchor Posse. Como concejal inició su labor en 1999 al momento de asumir Gustavo Posse su primer período en la intendencia.

Castellano se puso el traje de candidato a intendente en 2015, hasta que Gustavo Posse bajó sus aspiraciones provinciales y volvió a presentarse una vez más a la intendencia de San Isidro. Castellano terminó siendo nuevamente candidato a concejal en primer lugar, por locual es hoy el reemplazante formal del titular del Ejecutivo.

El concejal a diferencia de Posse nunca rompió el vínculo original que tiene con la UCR de San Isidro y por estas horas desde ese partido se está expresando solidaridad con el dirigente desplazado y, casi al mismo tiempo se lo está posicionando como un posible candidato en las próximas elecciones.

LEA MÁS:

Por renglón separado, desde la Comuna acusaron al titular de la Agencia de Administración de Bienes del Estado, el dirigente del PRO Ramón Lanús de “estafa moral”. “Bajo la apariencia de una buena noticia, como es la entrega de certificados de vivienda en La Cava, el dirigente local de San Isidro, Ramón Lanús, que ocupa la presidencia de una agencia descentralizada, pretende derribar en unas pocas horas el trabajo que lleva adelante el municipio de San Isidro, junto con asociaciones de la sociedad civil, religiosas y los gobiernos nacional y provincial”, sostiene la comunicación oficial de la Comuna.

En tanto, el diputado provincial del Gen de Lomas de Zamora, Marcelo Díaz, horas antes de abandonar su banca en la legislatura bonaerense presentó un nuevo proyecto de Ley sobre esta ya algo vieja idea de dividir en cuatro el actual municipio de La Matanza., creando los municipios de Querandíes, .

Según los entendidos este nuevo proyecto presentado por Díaz es mucho mejor que el original reproducido por él pero presentado en su momento por el diputado del ARI de Esteban Echeverría Walter Martello, que ahora se desempeña como Defensor del Pueblo adjunto.

Entre las modificaciones, el nuevo proyecto propone que uno de los distritos se denomine Querandíes en lugar de La Matanza, integrado por las localidades de Ramos Mejía, San Justo y Villa Luzuriaga; Los Tapiales, formado por las localidades de Tapiales, Lomas del Mirador, Villa Madero, Ciudad Evita; Gregorio de Laferrere, compuesto por las localidades de Gregorio de Laferrere, Rafael Castillo e Isidro Casanova; y el municipio de Juan Manuel de Rosas con las ciudades de González Catan, Virrey del Pino y 20 de Junio.

Pero además de estas novedades hubo otras como por caso el funcionario de la Municipalidad de La Matanza que reaccionó en esta ocasión, pues se trata del secretario del municipio, Roberto Feletti, que explicó porque el distrito, “a pesar de tamaño y cantidad de habitantes, debe seguir siendo uno sólo, único e indivisible”.

Para el ex diputado nacional Feletti lo “único” que haría la división sería “consolidar el desastre de municipios insustentables”, que existen en la provincia de Buenos Aires y luego detalló que eso implica que “los vecinos matanceros van a estar obligar a mantener 4 administraciones”, cuando “hoy mantienen una sola”.

En las últimas semanas, el denominador común en los vecinos de tres distritos bonaerenses es el rechazo a la construcción de plantas termoeléctricas, por los riesgos que implica la radicación de estas centrales.

Uno de ellos es Pilar, donde analizan la relocalización de dos plantas que se construyeron en el límite con Escobar. Al igual que en Luján, donde el Intendente decidió paralizar las obras por la presión vecinal.

La Justicia Federal hizo lugar a una medida cautelar presentada por los vecinos de la localidad pilarense de Villa Rosa para frenar las obras de las centrales termoeléctricas que se están construyendo a pocos metros de la localidad de Matheu.

En su resolución, el juez González Charvay ordenó a la empresa APR ENERGY SRL la suspensión de la construcción de la central termoeléctrica, de su operación y/o ensayos de prueba, y/o acopio de combustible, y/o el indebido uso de aguas subterráneas y/o aguas de red, desvío de desagües naturales, emisión sonoras, efluentes gaseosos, vertido de efluentes líquidos, movimiento de suelos, construcción de calles consolidadas, manejo y/o acopio de combustibles.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: 5346756 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto - Director Comercial: Martín Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados