La organización Defendamos Buenos Aires viene recabando información sobre hechos delictivos en viviendas. Hay entraderas y hechos que se cometen cuando los moradores están ausentes.

Los robos en hogares de la Ciudad de Buenos Aires y el Conurbano durante la pandemia se vienen extendiendo a un ritmo vertiginoso, sobre todo en las últimas semanas, con menos controles en las calles. Se calcula un promedio de 180 casos diarios, con hechos de entraderas o episodios en los que las bandas ingresan cuando los propietarios están ausentes. El objetivo siempre es el mismo, desvalijar las viviendas, llevándose la mayor cantidad de objetos de valor o dinero que los damnificados tengan como ahorros.

Un estudio la organización civil Defendamos Buenos Aires, con la asistencia del Estudio Miglino y Abogados, puso de manifiesto que, "a partir de la primera Encuesta de Inseguridad de la cuarentena legal obligatoria, se alerta sobre la proliferación de robos en casas y departamentos de la Capital Federal y el Conurbano por parte de bandas criminales".

"Vamos rumbo a los 100 días de cuarentena. El escenario se fue modificando con la delincuencia. A contramano de los escasos episodios registrados en marzo y abril, ya en la segunda mitad de mayo y en lo que va de junio los casos de entraderas o el ingreso a las viviendas en ausencia de los moradores, se multiplicaron. Estamos actualmente con una media de 180 denuncias por jornada en las distintas zonas del Area Metropolitana de Buenos Aires", señaló el letrado Miglino.

El trabajo estadístico, elaborado para generar un aporte a necesarias políticas públicas en torno a la inseguridad en los hogares en plena pandemia, hizo foco en "un eslabón más que importante de la modalidad, con grupos de ladrones de nacionalidad venezolana, en su enorme mayoría que llegaron al país a partir del Programa de Refugiados Venezolanos, pergeñado por Mauricio Macri, Horacio Rodriguez Larreta y María Eugenia Vidal en el año 2016".

"Muchos detenidos por robar casas fueron rápidamente identificados, toda vez que portaban una tarjeta de Ciudadanía Porteña, inventada y financiada por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, con la que cada venezolano cobra 15 mil pesos por mes. Sin embargo y lejos de mantenerse con ese dinero, salen a robar al voleo en las casas", dijo Javier Miglino, Director de Defendamos Buenos Aires.

El modus operandi. "Los cerrachorros venezolanos copiaron el sistema de los temibles cerrachorros colombianos que no solo robaron miles de departamentos en Buenos Aires sino también en Estados Unidos, Alemania, Brasil, Thailandia y China", explicó el especialista.

"Durante la cuarenta aprovechan el menor movimiento en los departamentos porteños y sobre todo en las casas del Conurbano bonaerense, donde cuentan con un cómplice que les indica donde han visto salir a sus moradores. Incluso está en investigación si no están asociados con repartidores que marcarían las viviendas. De ese modo llegan con un fierro con la punta curva o un destornillador y forcejeando logran abrir la puerta de entrada de las casas o la puerta de ingreso al edificio. Una vez dentro rompen con mazas y barretas las puertas interiores", cerró Miglino.

Contacto

Registro ISSN - Propiedad Intelectual: RL-2018-58849696 - Domicilio Legal: Intendente Beguiristain 146 - Sarandí (1872) - Buenos Aires - Argentina Teléfono/Fax: (+5411) 4204-3161/9513 - internet@dpopular.com.ar

Edición Nro. 15739

Dirección

Propietario: Man Press S.A. - Director: Francisco Nicolás Fascetto © 2017 Copyright Diario Popular - Todos los derechos reservados