Alumnos y docentes no pudieron llegar a los colegios por la medida de fuerza de los choferes. Hay instituciones que debieron  cerrar completamente sus puertas

Las escuelas del sur del conurbano bonaerense presentaban este jueves un elevado ausentismo de alumnos y docentes mientras algunos establecimientos cerraron sus puertas por los inconvenientes para movilizarse que generó el paro de 24 horas decretado por más de 50 líneas de colectivos tras el asesinato de un chofer ocurrido anoche en la localidad de Claypole, informaron fuentes del ministerio de Educación provincial.

“Se verifica un elevado ausentismo de alumnos y docentes mayor que el promedio, pero no hay una suspensión de actividades”, informaron a la agencia Télam voceros la cartera educativa de Buenos Aires.

“Si se interrumpe todo el sistema del transporte público, toda la sociedad y sus actividades se verán impactadas. Es un paro general de transporte en la zona y las escuelas como el conjunto de las actividades de la comunidad también están afectadas”, afirmaron.

Los voceros explicaron que “en algunas zonas es muy difícil trasladarse y seguramente el ausentismo será mayor que en otros. Pero no podemos evaluar la cantidad de escuelas que presentan afectadas por las medidas de trasporte”, aunque sostuvieron que “seguramente no va a haber inconvenientes” con las inasistencias: “El sentido común indica que serán atendidas”.

El transporte urbano de pasajeros de la zona sur del Gran Buenos Aires realizaba una medida de fuerza dispuesta por la Unión Tranviarios Automotor (UTA) que afecta a 62 líneas de colectivos, tras el asesinato de un chofer, que murió anoche, al recibir un balazo cuando se encontraba cumpliendo su recorrido habitual.

LEA MÁS:

“Hay compañeros que están yendo en auto y otros en remis, hay dificultades pero no hay directivas de que se suspendan las clases”, comentó Laura Auna, de Suteba Avellaneda, quien informó que “las clases se ven afectadas pero los directivos están en las escuelas y se ponen a disposición”.

Desde el Consejo Escolar de Lanús aseguraron que “las escuelas están abiertas porque las autoridades y los auxiliares reciben a los chicos”, pero admitieron que concurrieron menos estudiantes a los establecimientos: “Los que más problemas tienen para llegar son los alumnos porque muchos tienen que tomar un colectivo para llegar”.

Fuentes del Consejo Escolar de Quilmes aseguraron que la Escuela Media N° 3, de esa localidad, y la Escuela Media N° 22, de Ezpeleta, “están cerradas completamente” por el paro de colectivos en la zona sur.

Asimismo, advirtieron que “puede que haya algunas escuelas más que estén cerradas” y contaron que en el mismo Consejo Escolar sólo el 30% del personal pudo llegar a trabajar por las dificultades para movilizarse.